Estandartes de Palencia, León y Zamora, en un encuentro en Poza de la Vega

Desfile de estandartes, esta mañana en Poza de la Vega.
Desfile de estandartes, esta mañana en Poza de la Vega. / José Carlos Diez

Treinta municipios participan en un vistoso encuentro cultural de pendones

JOSÉ CARLOS DIEZPoza de la Vega

Los pendones más representativos de las provincias de Palencia, León y Zamora se han dado cita este domingo en Poza de la Vega en una nueva pendonada, la más numerosa de la provincia de Palencia y donde el año pasado se celebró el I Encuentro de Pendones, en el que han participado cerca de 400 personas con 40 pendones de 30 municipios de las provincias de Palencia, León y Zamora.

Ese número se ha visto superado este año, con la participación de cuarenta y cuatro pendones y varias pendonetas, que llamaron la atención de los centenares de personas que no quisieron perderse este encuentro.

Esta concentración supone una de las principales actividades de la Asociación Cultural El Pendón de Poza de Vega, que cada año ve superadas las expectativas y cuenta con más seguidores y más compañeros de desfile.

Así, varios centenares de personas se daban cita en la plaza de Poza de la Vega, frente a la Iglesia para ir vistiendo las varas, es decir, montando y preparando los pendones para el desfile, mientras que algunos vecinos acudían a la misa, después de haber presenciado varios bailes tradicionales.

Pasadas las doce de la mañana, tras la misa, comenzaba el llamamiento de los pendones y pendonetas, que uno a uno fueron pinados alrededor de la plaza. En esta ocasión, el protagonista fue el pendón de Guardo, uno de los nuevos participantes al que todos los presentes dedicaron un fuerte aplauso. Además, el presidente de la asociación de Poza agradeció a los guardenses su presencia «en la pendonada más grande de la provincia, que el año que viene será la segunda, porque nos superarán los de Guardo», una afirmación que ha pillado por sorpresa a los dos concejales del Ayuntamiento de Guardo presentes en Poza, que han recogido el guante.

Un grupo que sin duda ha empezado fuerte y es que, después del de Poza de la Vega, ha sido el más numeroso contando, incluso, con pendonetas para los más pequeños, que también exhibieron un pendón con la bandera de Guardo.

Desde la provincia de Palencia han llegado numerosos pendones, el mayor de ellos el de la anfitriona Poza de la Vega, con un peso de 35 kilos y una altura de más de 10 metros que fue portado por los miembros de la Asociación El Pendón de Poza. Además, también los había de Fresno del Río, Velilla del Río Carrión, Valcobero, Guardo, Buenavista, Acera de la Vega, Valcabadillo, Santa Olaja de la Vega, Saldaña, Santervás, Villota del Páramo, Villalafuente y Villaluenga de la Vega, entre otros.

La provincia vecina de León también tuvo un aporte que más pendones aportó y, entre ellos, el más grande del desfile, el de Palacios de la Valduerna, amén de dos del Bierzo, el de Villar de los Barrios y el de Turienzo Castañero, que este año representaron a la comarca más lejana del desfile. Los leoneses han llegado desde Almanza, Carrizal, Cegoñal, Valsemana, Lorenzana, Mansilla, Taranilla, Azadinos, Sariegos, Campo y Santibáñez, Genestacio e, incluso, Castrocalbón o Santa Catalina de Somoza.

Por su parte, la provincia de Zamora estuvo representada por Rosinos de Vidriales.

Verdaderas joyas del patrimonio cultural de estas provincias, algunas de finales del siglo XIX, que han sido exhibidas con orgullo por sus vecinos en un recorrido de algo menos de tres kilómetros por los alrededores de la localidad. Para finalizar la jornada, los pendoneros han bailado en la plaza los pendones y disfrutado después de una comida.

Fotos

Vídeos