El Cetece pospone la renovación de sus obradores por el elevado coste

El presidente del Cetece, Javier Labraga (a la izquierda), en la reunión del patronato.
El presidente del Cetece, Javier Labraga (a la izquierda), en la reunión del patronato. / Antonio Quintero

El Centro del Cereal ha dedicado un importante presupuesto al centro de formación de trabajadores de Aguilar que da servicio a Gullón

J.OLANOPalencia

Es un centro puntero en la formación en el ámbito del sector alimentario desde su creación en 1998. El Centro Tecnológico de cerales, con sede en las instalaciones de La Yutera, siempre ha trabajado con empresas y colectivos para la formación inicial en el sector como para ampliar los conocimientos de los profesionales. Así lleva trabajando 19 años con el objetivos de seguir creciendo y renovarse, y entre sus últimos haberes está el centro de formación abierto de Aguilar, en el que forman a trabajadores y futuros empleados de Galletas Gullón.

El es fuerzo presupuestario que ha dedicado a esta actividad formativa en Aguilar de Campoo en el último año ha obligado al Cetece a posponer su proyecto de amplición y modernización de los obradores de panadería y pastelería de las instalaciones de la capital. Y es que este equipamiento tecnológico para las instalaciones está presupuestado en 400.00 euros, una inversión demasiado elevada que por el momento no a podido afrontar, según ha constatado la reunión del patronato, en el que están represantados el Ayuntamiento de Palencia, la Diputación Provicial, la Universidad y representantes de las harineras, las panaderías y las confiterías.

No obstante, el presidente del Cetece, Javier Labraga, insistió en que la modernización de los obradores se trata de un proyecto «muy interesante y necesario», por lo que se abordará en cuanto económicamente sea posible, también cuando se pueda optar a líneas de subvención.

La reunión del patronato, que se celebra con periodicidad mínima de dos veces al año, sirvió también para hacer balance del estado de cuentas que por el momento se salda con superávit.

Para este año, el Cetece cuenta con un presupuesto de más de 1,2 millones de euros, el 10% más que en 2016. El incremento de la partida es lo que se ha dedicado al impulso de la formación en el centro de Aguilar, que quiere convertirse en unas instalaciones de referencia en el norte de la provincia, desde Herrera de Pisuerga.

Fotos

Vídeos