La calle Los Gatos recupera la normalidad tras la retirada de miles de kilos de basura

Solar una vez completadas las tareas de limpieza./J. M. D.
Solar una vez completadas las tareas de limpieza. / J. M. D.

Los desperdicios se acumulaban en un solar de propiedad privada, que el Ayuntamiento se ha visto obligado a limpiar

EL NORTEPalencia

No hubo dinero suficiente la primera vez, por lo que el Ayuntamiento tuvo que parar el pasado año los trabajos de limpieza de un solar de la calle de Los Gatos, en los que durante años uno de sus propietarios había ido acumulando toneladas de basura, enseres, mobiliario y todo tipo de desperdicios. Con nuevos fondos, ya en este ejercicio, el Consistorio aprobó a principios del pasado verano la contratación de una nueva limpieza, con el objetivo de despejar por completo el solar ubicado en el número 7 de la calle de Los Gatos. Así, se destinaron 18.000 y se formalizaron tres contratos, dos con la empresa Colimpa, y otro con Reciclaje y Medio Ambiente, para despejar las basuras y sanear el solar, tratar el fibrocemento y gestionar los residuos.

Inicio de la segunda fase de a limpieza.
Inicio de la segunda fase de a limpieza. / Manuel Brágimo

Los trabajos de esta segunda fase comenzaron el pasado 21 de septiembre y se han prolongado hasta este viernes, cuando los operarios terminaron de retirar los últimos desperdicios, dejando despejado un solar que durante años se ha convertido en una verdadera pesadilla para los vecinos.

Las reiteradas quejas y la situación insalubre a la que se había llegado llevaron al Ayuntamiento a tomar cartas en el asunto, pero, a pesar de numerosos requerimientos, no se logró que los propietarios del solar procediesen a su saneamiento y limpieza. Ante esta situación , el Consistorio decidió actuar de forma subsidiaria, es decir, acometer directamente los trabajos de limpieza, para lo que se han contratado diferentes empresas, con el objetivo de girar los gastos que se deriven a los propietarios.

Los operario han explicado que solo en las dos últimas semanas se han retirado más de una docena de camiones de basura, a los que hay que sumar una cantidad todavía superior en la primera fase. Entre los desperdicios que se acumulaban en el solar se llegó a encontrar un coche totalmente enterrado en la basura. Además, tuvo que pedirse un informe a los bomberos, ya que se había construido algún tipo de cobertizo y su derribo podría afectar a la estructura de los edificios, aunque no fue así. También había mucho material contaminante.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos