El Norte de Castilla

Francisco Salvador, dirigente de UCCL.
Francisco Salvador, dirigente de UCCL. / Antonio Quintero

Francisco Salvador renuncia a la presidencia de UCCL

  • El sindicato agrario debiera haber celebrado su congreso cuatrianual el pasado mes de noviembre

El secretario provincial de UCCL en Castilla y León, Francisco Salvador, ha renunciado a continuar como presidente de la organización. El sindicato agrario debe celebrar congreso cada cuatro años, según marcan los estatutos, y el último tuvo lugar en noviembre del año 2012, por lo que en los próximos meses deberá convocar uno nuevo para renovar la ejecutiva.

«Desde que un pequeño grupo de agricultores y ganaderos de Palencia nos planteamos hace ya una década la creación de esta organización agraria, hemos vivido juntos momentos de mucha intensidad sindical, hemos recorrido muchos pueblos de la provincia y hechos muchos kilómetros para tratar de ayudar al sector. Y con nuestra presencia hemos conseguido muchos beneficios para el campo palentino», explica Francisco Salvador en una nota de prensa.

Salvador considera que se ha consolidado una organización y unas ideas en el campo de Palencia,y lo justifica en los resultados de las últimas elecciones a cámaras agrarias, en las que UCCL ha conseguido alrededor de 400 votos. «Hemos logrado establecer una estructura de servicios y oficinas que nos han permitido dar una respuesta eficaz a la demanda de nuestros afiliados pero, de lo que más orgulloso me encuentro, es que hemos sido capaces de estar junto a cada agricultor y ganadero palentino que ha tenido un problema. UCCL Palencia ha sido la organización más reivindicativa de esta provincia», agrega.

Francisco Salvador recuerda las protestas por el precio de la leche, por problemas sanitarios como la lengua azul o el arranque de compromisos de la administración en problemas como las crisis ganaderas de ovino o los ocasionados con el anuncio de cierre de Granja La Luz y la deuda que la empresa tenía contraída con los ganaderos…«Hemos conseguido retos imposibles.Han sido años de una intensa actividad sindical, en la que con el trabajo de todos, hemos logrado importantes avances y resultados que nos han consolidado a UCCL Palencia como una organización de referencia en la provincia y hemos hecho una organización agraria en una provincia que era imposible hacerla», añade.

«Ha llegado el momento de que otro afiliado y otras personas, tomen las riendas de la organización con la misma ilusión que yo lo hice hace alrededor de una década, intentando, sobre todo, que UCCL Palencia fuese una herramienta útil en manos de los agricultores y ganaderos», concluye Francisco Salvador.