El Norte de Castilla

El Ayuntamiento de Palencia concede hoy la licencia de obras para el nuevo hospital

Hospital de Palencia.
Hospital de Palencia. / ANTONIO QUINTERO
  • Se trata del último trámite administrativo que no depende de la Consejería de Sanidad

Ya nada impide la construcción del nuevo hospital. Ningún trámite burocrático puede impedir ya que la Junta de Castilla y León le dé el impulso necesario a la construcción del nuevo hospital de Palencia. Hasta ahora, podían escudarse en que no se habían recibido las pertinentes licencias municipales, pero a partir de hoy ya nada podrán argumentar para dilatar más el proceso, que se ha ido demorando año tras año por los más variados problemas administrativos, normativos, urbanísticos o de modificación del propio proyecto.

Pero hoy se pone punto y final a toda esta sucesión de problemas, puesto que la Comisión Informativa de Urbanismo del Ayuntamiento de Palencia informará hoy de forma favorable el expediente del nuevo hospital y dará el visto bueno a la concesión de la licencia municipal de Obras, para su aprobación en la próxima Junta de Gobierno Local, con lo que concluye toda la tramitación administrativa ajena a la Consejería de Sanidad, en cuyas únicas manos queda a partir de ahora la ejecución del proyecto.

La concesión de la licencia de obras por parte del Ayuntamiento de Palencia era el último trámite que faltaba para que la Junta de Castilla y León pueda comenzar con plena seguridad jurídica el proceso de licitación de las obras del nuevo hospital.

Desde el Ayuntamiento de Palencia se reconoce que el estudio de todo el expediente por parte de los técnicos de la Concejalía de Urbanismo se ha dilatado más de lo que hubiese sido deseable, pero se justifican en la complejidad del proyecto, puesto que se trata de una de las documentaciones más voluminosas y especializadas que han pasado por este departamento. Los técnicos municipales han tenido que comprobar que todos los aspectos recogidos en el expediente no solo cumplen con el Plan General de Ordenación Urbana de Palencia (PGOU), sino también con el resto de normativa autonómica, como el Reglamento de Urbanismo de Castilla y León y otra serie de normas de carácter estrictamente local.

El Ayuntamiento confía en que a partir de este momento se liciten las obras, puesto que la Junta dispone ya de la seguridad jurídica de que no habrá ningún tipo de intervención por parte de la administración local que pueda poner en peligro el desarrollo de las obras.

La Junta está esperando a contar con este requisito para desbloquear el inicio del proyecto, ya que el objetivo marcado es que a lo largo del próximo año puedan iniciarse las primeras obras, correspondientes a la construcción del denominado bloque técnico. La conclusión de este edificio y su equipamiento, lo que pueden prolongarse alrededor de seis años, no supone el fin del proyecto, puesto que deben levantarse otras grandes edificaciones, como el bloque de hospitalización y una zona de accesos, en donde se ubicará un pabellón de psiquiatría y un departamento para la radioterapia.

El dictamen favorable de la licencia de Obras llega quince días después de que se concediera también por el Ayuntamiento de Palencia la licencia ambiental, otro trámite complejo, que también esperaba con interés de la Junta de Castilla y León. Lo curioso es que en este caso se haya concedido la licencia ambiental antes que la de obras, situación que no es habitual y que solo se produce en casos en los que el proyecto de ejecución es extremadamente complejo, como en el caso del hospital.

Ha sido uno de los expedientes más complicados, debido a la propia ubicación de los terrenos elegidos, junto al actual hospital, puesto que se trata de suelo rústico, con algunas zonas inundables, por lo que no solo ha sido necesario modificar aspectos urbanísticos por parte del Ayuntamiento, reescribir algunas partes de los proyectos, sino también conseguir autorizaciones de la Confederación Hidrográfica del Duero. El Ayuntamiento ya concedió hace meses la autorización excepcional de uso en una zona de suelo rústico y solo quedaban las licencias ambiental y de obras.