El Norte de Castilla

Luis Domingo González, Ángeles Armisén y la alcaldesa, junto a concejales de Tabanera.
Luis Domingo González, Ángeles Armisén y la alcaldesa, junto a concejales de Tabanera. / El Norte

Tabanera de Cerrato rehabilita dos viviendas para alquiler social

  • La inversión, que ha supuesto 53.500 euros, la han financiado la Junta de Castilla y León y la Diputación

El delegado territorial de la Junta de Castilla y León en Palencia, Luis Domingo González; la presidenta de la Diputación, Angeles Armisén, y la alcaldesa de Tabanera de Cerrato, María Luz Íscar, acompañados por la diputada de Servicios Sociales y de la comarca del Cerrato, Maria José de la Fuente, entregaron ayer dos viviendas rehabilitadas en la localidad gracias al Programa ‘Rehabitare’, que promueve la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, que ha aportado 40.000 euros, mientras que la Diputación Provincial ha colaborado con 13.500 euros.

El objetivo de las dos instituciones es la «rehabilitación de viviendas en el medio rural y su destino a alquiler social», según se recoge ayer en una nota de prensa conjunta.

La Diputación colabora con el Ayuntamiento de Tabanera de Cerrato en la reparación de una vivienda municipal y se implica para favorecer el acomodo de nuevos vecinos en la localidad. Esta ayuda que destina la institución provincial por un importe de 13.150 euros pretende que la vivienda cumpla con los necesarios requisitos de confort y habitabilidad, y es «un ejemplo del apoyo a la instalación de nuevas familias en el entorno rural palentino, una cuestión por la que tanto la Diputación Provincial como la Junta de Castilla y León están apostando firmemente, y contribuir, en la medida de lo posible, a fijar población en el territorio provincial palentino», agrega el comunicado.

Las obras en la vivienda que cuenta con la ayuda de la Diputación, un apartamento de 61,65 metros cuadrados útiles ubicado en las antiguas escuelas, han consistido en la instalación de fontanería, saneamiento, red de electricidad, calefacción, pavimentación, carpintería y equipamiento de cocina y baño, tras la necesaria distribución y tabiquería de las estancias, y mejora de la fachada, que ha transformado las antiguas viviendas de los maestros en un espacio nuevo para acoger a nuevos vecinos.

Esta actuación viene a satisfacer la solicitud de colaboración que partió del Ayuntamiento de la localidad y de su alcaldesa, María Luz Íscar, y que la presidenta, Ángeles Armisén consideró de gran interés para mantener la población en el medio rural.