El Norte de Castilla

Alumnos del Cetece ofrecen panecillos a los niños.
Alumnos del Cetece ofrecen panecillos a los niños. / Manuel Brágimo

Apuesta por el pan, y mejor fabiola

  • La asociación provincial de fabricantes dedica la jornada a promocionar este producto típicamente palentino

  • Ocho panaderías ofrecen en la feria de la Plaza Mayor diferentes variedades de este alimento básico, junto con dulces y empanadas

La fabiola es la protagonista de la feria instalada en la Plaza Mayor con motivo del Día Mundial del Pan, que se celebra este domingo, y en la que participan ocho panaderías de la capital y de la provincia. «Se trata de promocionar y animar a los palentinos a consumir la fabiola, un producto muy de aquí y de gran calidad», ha subrayado Fernando Acuña, directivo de la Asociación Provincial de Fabricantes de Pan, que ha organizado la feria, junto con la Diputación.

Aunque la fabiola ya ha sido el producto estrella en anteriores ediciones del Día del Pan, los palentinos la han acogido con entusiasmo la nueva edición. Multitud de ciudadanos la han visitado y han comprado este sábado en los puestos, en los que se ofrece esta variedad de pan, pero también otros productos no menos apetitosos.

«Estamos satisfechos del resultado», indicó Fernando Acuña en referencia a la feria. Pese a que también en Palencia se ha notado el descenso de consumo de pan, debido a las nuevas tendencias en alimentación y a la competencia de las grandes superficies comerciales, el directivo de la asociación de fabricantes señala que «aquí todavía se valora el pan y se sigue poniendo en la mesa para comer, porque se vive con menos prisas que en otras ciudades».

Acuña remarcó la apuesta por «nuestra fabiola», como un producto propio «y porque tenemos que valorar lo nuestro, de la misma forma que se promociona el pan payés, la hogaza de León o el pan gallego». El interlocutor de los fabricantes remarcó que la fabiola, «es uno de los mejores panes de España y con siglos de tradición».

Clásica, con un toque de manteca

Porque la fabiola no deja de ser un pan bregado, «y esta Tierra de Campos es la cuna del pan bregado». A la fabiola palentina se le añade un poco de manteca -es el único pan con grasa, lo que le da un sabor especial-, «quizá porque en aquel momento y en estas tierras era necesario un refuerzo de calorías para desarrollar el trabajo y contra el frío», argumenta Fernando Acuña.

Durante la feria, profesores y alumnos de segundo curso de Grado Medio del Centro Tecnológico del Cereal (Cetece) han elaborado y expuesto diferentes variedades de pan, incluida la fabiola. Así, los visitantes han podido ver cómo amasa y hornea el pan, y han podido observar elementos de elaboración y decoración, entre ellos, la pala de madera para sacar el pan del horno, el pincho para hacer salir las burbujas del pan, un marcador de lechuguino para decoraciones que antes se hacían con una llave, el marcador de alcachofa, el rodillo o banetones en los que se moldea el pan.

La Feria forma parte de la Semana del Pan de Palencia, que continuará este domingo con el reparto de fabiolines en la Plaza Mayor, a partir de las 13 horas.