El Norte de Castilla

Presentación de de la Semana del Pan.
Presentación de de la Semana del Pan. / El Norte

Una feria impulsará en Palencia el sector del pan

  • La Plaza Mayor acogerá un evento que reunirá a los principales productores de la provincia

La fabiola es un producto típico palentino, es el pan de Palencia por excelencia, y como tal, los panaderos quieren potenciarla consiguiendo para este producto la marca de calidad. Este trabajo ya está avanzado, ya que anteriormente se ha realizado un informe con una historia de la fabiola y se ha demostrado la autenticidad de se origen palentino. A lo largo de 2017, la Asociación Provincial de Fabricantes de Pan gestionará los trámites para conseguir esa marca de calidad, según ha explicado este jueves el presidente de este colectivo, Bizien Serrano, en la presentación de la Semana del Pan, que comenzará el 10 de octubre y concluirá el 15 con la Feria de la Fabiola y el 16 con el reparto de fabiolines y bolsas de pan, ambos actos en la Plaza Mayor.

La presentación de estos actos tuvo lugar ayer en la Diputación. Esta institución y la asociación de panaderos organizan este programa en colaboración con el Centro Tecnológico de Cereales (Cetece). El vicepresidente de la institución provincial, Luis Calderón, anunció que se está estudiando un sistema de colaboración con los productores de pan para colaborar conjuntamente en diferentes iniciativas. Calderón recogió la inquietud de este colectivo por organizar ferias en la provincia, por lograr la marca de garantía para la fabiola de Palencia y por mejorar los canales de distribución de pan en los pueblos más pequeños de la provincia.

Bizien Serrano por su parte, destacó la importancia de tener en la ciudad de Palencia el Cetece por la difusión que supone para estos productos, por la formación de los panaderos del futuro y por la investigación. El presidente de los panaderos palentinos destacó que uno de los objetivos del colectivo para el próximo año es conseguir la marca de garantía para la fabiola de Palencia. «Ya se han dado los primeros pasos, pero queremos que el próximo año esté consolidado esta marca. La fabiola es una seña de identidad en la provincia», señaló.

Otro de los objetivos es organizar el próximo año tres ferias, la de la capital coincidiendo con el Día Internacional del Pan y otras dos en municipios palentinos. Bizien Serrano apuntó que en la feria del norte podría ser en Aguilar de Campoo. Finalmente, Javier Labarga, presidente del Cetece destacó la importancia del sector de la panadería porque es una fuente de empleo, especialmente en las zonas rurales, y es un elemento «saludable y sano, que no engorda».

Por otra parte, varias panaderías de Palencia comenzarán a elaborar estos días el pan de mosto, un producto que tiene su origen en la época romana, como se recordó el pasado 26 de septiembre en un curso de cocina romana. Los ponentes, José María Solias, doctor en Historia Antigua y museólogo, y Juana María Huélamo, arqueóloga y técnica en Patrimonio Cultural, destacaron esta herencia gastronómica. Bizién Serrano señaló «en la receta se cambia el agua por mosto, por lo que presenta un color morado o púrpura y tira mucho al sabor dulce». Este pan se elabora entre finales de septiembre y finales de octubre.