El Norte de Castilla

Los visitantes recorren este sábado los puestos de la feria.
Los visitantes recorren este sábado los puestos de la feria. / Antonio Quintero

Los productores de Palencia confían en el repunte de ventas en Naturpal

  • Los vendedores del sector alimentario coinciden en calificar la feria como más floja que en años anteriores

Los productores que asisten a Naturpal se han mostrado esperanzados en que las ventas cobren auge durante esta jornada de sábado y la del domingo, puesto que las primeras horas de la feria han sido «flojas», según han coincidido en afirmar los propietarios de los puestos de alimentos naturales, instalados desde ayer en la Plaza Mayor.

Los vendedores achacan el escaso movimiento económico a que la crisis sigue haciendo mella en los bolsillos de los ciudadanos, muchos en paro, otros con sueldos bajos e incluso -como indica Félix Tarilonte, de Quesos Lagunilla- a buena parte de los trabajadores no se les ha ingresado la nómina de septiembre.

Con todo, la feria de Alimentos Naturales de Palencia supone un complemento económico al negocio anual de los artesanos, y para algunos un incentivo «para rematar el mes» en unas fechas en que desciende el volumen de ventas tras un verano con gran actividad, reconoce Domingo Romero, de Embutidos Cervera, que presenta en Naturpal un producto que siempre tiene aceptación como es la morcilla.

Aunque en los primeros momentos de apertura de las casetas, la afluencia era escasa, pasado el mediodía, los pasillos de la carpa se llenaron de visitantes y en todos los puestos se congregaban compradores y curiosos, también atraídos por las degustaciones de productos que se ofrecen en cada caseta.

La feria, en la que 32 productores presentan y ponen a la venta sus productos de alimentación artesanales, permanecerá hasta este domingo en la carpa de la Plaza Mayor. Una ubicación que los vendedores consideran «estupenda» y en la que además se ofrecen actividades complementarias, como talleres, degustaciones y demostraciones de actividades tradicionales, como el apaleo y recogida de la alubia, que han desarrollado esta mañana un grupo de mujeres del barrio de San Martín de Saldaña,