Muere un hombre tras recibir una paliza por llevar unos tirantes con la bandera de España

Muere un hombre tras recibir una paliza por llevar unos tirantes con la bandera de España
GOOGLE MAPS

El presunto agresor cumplió condena por tirar una piedra a un guardia y dejarlo en estado vegetativo en un desalojo okupa en Barcelona en 2006

El Norte
EL NORTEValladolid

Un hombre de 53 años, Victor Laínez, ha fallecido ayer en el Hospital Clínico de Zaragoza debido a las lesiones sufridas en la madrugada del pasado día 8, tras ser agredido por otro hombre, de 33 años, que supuestamente le había recriminado llevar puestos unos tirantes con la bandera de España. El presunto agresor se encuentra detenido y al parecer está vinculado a movimientos antisistema.

Fuentes del Cuerpo Nacional de Policía han informado de que el suceso se produjo en la zona de copas de la calle Heroísmo, de la capital aragonesa, en uno de sus bares.

Tal y como apunta la Policía y recoge Efe, la investigación continúa abierta, pues el presunto agresor detenido ayer, al que se le acusa de un delito de homicidio y cuyo nombre responde a las iniciales R.L.H, supuestamente le había recriminado en el citado bar que llevara unos tirantes con la bandera de España.

Asimismo, solo se ha identificado y tomado declaración a uno de los tres acompañantes que acompañaban al presunto agresor, puesto que se ausentaron del lugar.

La investigación también está a la espera del resultado de la autopsia para saber con qué fue golpeada la víctima, ya que el presunto autor ha declarado que fue un único puñetazo en el bar, aunque la policía trata de averiguar si lo hizo con algún objeto.

Víctor Laínez, simpatizante de Falange Española, ha fallecido hoy en Zaragoza a causa de muerte cerebral, han confirmado fuentes del Gobierno de Aragón.

Según ha precisado Falange en un comunicado, el asesinato obedece a motivos de «discriminación y persecución ideológica». Esta organización ha anunciado que presentará una acusación popular en los juzgados por tal motivo.

El presunto agresor

El hombre de 33 años que ha sido detenido en Zaragoza acusado de un delito de homicidio, fue condenado a cinco años de cárcel por arrojar una piedra a un agente durante un desalojo okupa en Barcelona en 2006, según ha podido saber Efe de fuentes conocedoras de la investigación. Los sucesos por los que fue condenado tuvieron lugar durante una pelea tras una fiesta okupa.

Entonces, el detenido ahora en Zaragoza, R.L.H. , de nacionalidad chilena, arrojó una piedra que dejó al agente en estado vegetativo. Por ello fue condenado por el Tribunal Supremo a cinco años de prisión.

El joven fue puesto en libertad tras haber cumplido dos años de prisión por un delito del que se declaró inocente.

Acompañantes del presunto agresor

La Policía Nacional ha identificado y tomado declaración a un acompañante del detenido, y se le imputa omisión del deber de socorro.

Fuentes policiales han informado a Efe de que dicha persona, cuya identidad no ha sido revelada, ha prestado declaración en comisaría esta misma tarde, tras lo cual, ha quedado en libertad a la espera de la citación de la justicia.

La Policía le imputa, no obstante, omisión del deber de socorro, ya que, según la investigación policial, estaba con el acusado de homicidio en el momento en que se produjo la agresión, pero no participó en la misma.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos