El Norte de Castilla

El Rey reafirma el compromiso con Europa y la lucha contra el terrorismo

El Rey, junto al presidente del Parlamento luso, Eduardo Ferro Rodrigues.
El Rey, junto al presidente del Parlamento luso, Eduardo Ferro Rodrigues. / Efe
  • Felipe VI interviene en Lisboa ante la Asamblea de la República, 16 años después de que lo hiciese por última vez su padre

“Cuanto mejor vaya Europa, mejor irán Portugal y España”. Felipe VI ha reiterado este miércoles la vocación y el compromiso europeísta de ambos países durante su intervención ante la Asamblea de la República en una sesión solemne convocada para la ocasión. Ante los 230 parlamentarios lusos, el Rey ha apelado a la “hermandad ibérica” para defender posiciones y políticas comunes en las instituciones comunitarias y para “apoyarnos solidariamente en momentos de dificultad”.

Don Felipe ha ratificado el compromiso de ambas naciones en la lucha contra el terrorismo, muy especialmente contra el Daesh, la delincuencia y la inmigración irregular. “Cuanto más libre sea el mundo, mejor irán España y Portugal”, ha enfatizado.

Como ya hiciera ayer en Oporto ante un grupo de empresarios, el Rey se ha referido a la crisis económica, que ha afectado a ambos países y que comienza ya a vislumbrar el final, para ahondar en la necesidad de profundizar en las relaciones económicas bilatarales. "Es la mejor manera para consolidar la recuperación, la creación de empleo y la sostenibilidad del modelo social que compartimos", ha defendido desde la tribuna.

Durante su discurso, Felipe VI ha tenido un recuerdo para su padre, de quien, ha dicho, “viene mi amor por la lengua portuguesa y mi interés fraterno por el destino de Portugal”. El Rey Juan Carlos fue el primer jefe de Estado que penetró en la sala de sesiones de la Asamblea para dirigir la palabra, en portugués, a los diputados del país vecino. Lo hizo hasta en dos ocasiones, en 1989 y, posterioemnete, en el año 2000. Un privilegio que hasta hoy sólo habían tenido ocho máximas autoridades, entre ellas, el expresidente de Italia, Carlo Azeglio Ciampi, y el exmandatario francés Jacques Chirac.

A este acto le ha seguido una recepción con una representación de la colonia española en Portugal en la residencia del embajador de España, en el Palacio de Palhavá. Los Reyes cerrarán el viaje esta tarde con una visita a la Fundación Champalimaud.