Hyundai Ioniq, nuevo récord de velocidad para un híbrido

  • Un prototipo especialmente preparado por Hyundai Motor América ha conseguido una punta de 253,995 km/h.

Relojes con estilo para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡¡Todos a 49€!!

Hasta 70%

Moda urbana para hombre

Hasta 80%

Moda clásica para hombre, mujer e infantil

Hasta 90%

Chaquetas y abrigos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

¡Todas las botas a 21.00€! ¡No te lo pierdas!

Hasta 70%

Calzado de original diseño para mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Muebles con estilo para tu hogar

Hasta 70%

Renueva tu comedor con muebles de diseño

Hasta 70%

Calidad y diseño en ropa de hogar

Hasta 70%

Moda casual para hombre y niño

Hasta 70%

Diseño y calidad al mejor precio

Hasta 80%

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Decora las ventanas de tu hogar con originales estores

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

Textil hogar de diseño y calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Marcas deportivas en relojes de pulsera

Hasta 70%

Moda clásica para hombre y mujer

Hasta 80%

Chaquetas de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calidad y diseño en tu hogar

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda y complementos para hombre

Hasta 70%

Un prototipo de un Hyundai Ioniq Híbrido desarrollado por el equipo de ingeniería y calidad de Hyundai Motor América, ha establecido un récord de velocidad sobre tierra en un vehículo híbrido de 253,995 km/h. La marca, aprobada por la FIA (Federación Internacional del Automóvil), se ha realizado en el desierto del lago salado de Bonneville, ubicado en el condado de Tooele, en el noroeste de Utah.

El equipo de ingeniería de Hyundai modificó la mecánica híbrida del Ioniq, con la utilización de inyección a base de óxido nitroso, un sistema de combustión controlado que los americanos llaman Nitro Express. Además, la carrocería del Ioniq se adaptó para conseguir una mejora aerodinámica y establecer el récord.

Además de la inyección, los ingenieros de desarrollo realizaron cambios sin ningún tipo de restricción en el motor, con una admisión de baja resistencia, el escape sin catalizador, la centralita electrónica y la transmisión. Otros elementos, como el aire acondicionado, y algunos accesorios innecesarios fueron eliminados.

Por fuera, el prototipo de Ioniq cambió la parrilla delantera por la de la versión eléctrica, mientras que los bajos de carrocería se acoplaron para conseguir un mejor coeficiente de penetración con deflectores de aire. También se sustituyeron las llantas por otras más aligeradas con tapas aerodinámicas y neumáticos especiales Gooyear Eagle.

Los ingenieros también tuvieron que emplear una suspensión tipo de competición, con amortiguadores más rígidos y barras estabilizadoras de mayor grosor, con una altura de la carrocería rebajada en 10 centímetros. El interior es similar a uno de competición, con barras de seguridad, arneses de seguridad del especialista Sparco, asientos deportivos y otras medidas de seguridad como el freno suplementario con paracaídas, sistema de extinción de incendios en el interior y desconexión de las baterías.