El Norte de Castilla

Honda Civic 5 puertas, orgullo de marca

  • En marzo llega la décima generación del modelo, cuyo desarrollo es el más importante que ha realizado el fabricante en su historia

La décima generación del Honda Civic llega en pocos meses. El modelo, el más importante de la marca, se ha visto beneficiado por el programa de investigación y desarrollo más exhaustivo que la marca ha llevado a cabo en toda su historia, con una inversión de 234 millones de euros en nuevos procesos y tecnologías de producción.

Estandarte del fabricante japonés, el nuevo Civic se fabrica en el Reino Unido y se exportará a todo el mundo, incluido el mercado estadounidense. Un modelo completamente diferente, con nuevos planteamientos y sistemas en la fabricación de la carrocería, motores, diseño del chasis, aerodinámica y, por supuesto, nuevas tecnologías de asistencia en la búsqueda en conjunto de una mayor seguridad.

Carácter deportivo

A pesar de ser un coche dirigido a un amplio sector de público, la carrocería es toda una declaración de personalidad deportiva. El frontal agresivo y afilado, los marcados pasos de rueda, las líneas de carácter laterales, el doble tubo de escape en posición central y las esculpidas entradas de aire delanteras y traseras definen el carácter dinámico del Civic.

La carrocería destaca además por un perfil más ancho, largo y bajo que todos los Civic anteriores, y cuenta con voladizos más cortos. En concreto, la nueva carrocería de cinco puertas es 30 mm más ancha, 20 mm más baja y 130 mm más larga que la del modelo anterior. Por otra parte, la distancia entre ejes es 30 mm mayor, lo que proporciona más espacio en las plazas traseras.

El diseño del nuevo Civic es mucho más elaborado, con toques deportivos y sofisticados. Las líneas de la carrocería son más afiladas.

Mucho más estilo

El diseño del nuevo Civic es mucho más elaborado, con toques deportivos y sofisticados. Las líneas de la carrocería son más afiladas.

El chasis del nuevo Civic se ha diseñado desde cero. Gracias a la utilización de nuevos materiales, como el acero de alta resistencia, e innovadoras técnicas de fabricación los ingenieros han logrado una estructura más ligera y pero a la vez rígida. Pesa 16 kilos menos que la anterior, y sobre todo ofrece un 52 % más de rigidez torsional. En la práctica significa mayor aplomo a la carretera y permite más posibilidades a la hora de ajustar la suspensión.

En el interior el espacio es más amplio. Tanto en la medida para los hombros, como la distancia entre los asientos delanteros y principalmente el hueco para las piernas en la parte trasera es mayor. Otra ventaja es que acceder y salir del vehículo es más fácil que nunca. El espacio del maletero es muy grande, con una capacidad de 478 litros, volumen ampliable al abatir los respaldos de los asientos traseros.

El diseño del interior es nuevo, con una distribución más sencilla e intuitiva y con materiales de mayor calidad. La tapicería de los asientos es de mejor calidad, con la consola central acabada en negro Piano-Black y diseñada conforme al estilo de un «centro tecnológico». La parte baja de la palanca de cambios sigue el diseño en dos niveles y la bandeja delantera permite un fácil acceso a los dispositivos e incorpora, según versión, una base de carga inalámbrica para móviles.

El nuevo Civic 5 puertas es el primer modelo de Honda en Europa que va a equipar los motores de gasolina turboalimentados de 1.0 litro y tres cilindros y 1.5 litros y cuatro cilindros de Honda. Diseñados para proporcionar un buen rendimiento dinámico, la ventaja de estos propulsores es además sus bajos niveles de consumo y eficiencia. En los dos casos se comercializarán con un cambio manual de seis velocidades de nuevo diseño o con una transmisión automática CVT.

El pequeño tres cilindros rinde una considerable potencia de 129 caballos y un elevado par disponible a pocas vueltas del motor. El motor de gasolina más potente alcanza una potencia de 182 y con el cambio manual de seis velocidades desarrolla un par de 240 Nm entre 1.900 y 5.000 revoluciones.

Gracias a las revisiones que se han realizado en el chasis y la suspensión, el centro de gravedad del nuevo modelo tiene una posición 10 mm más baja. Estos cambios permiten también que la posición de conducción quede más cerca de la carretera. Así pues, el punto de la cadera es 35 mm más bajo, lo que le confiere un aire más deportivo.

El nuevo Civic podrá montar una pantalla táctil de siete pulgadas del sistema Honda Connect, un dispositivo que engloba además las funciones del climatizador y del sistema de infoentretenimiento, y con las imágenes de una cámara de visión trasera en las versiones más equipadas. El sistema ofrece una integración completa con smartphones por medio de Apple CarPlay y Android Auto.

Honda Connect se puede complementar con un sistema de navegación por satélite de Garmin opcional, con mapas previamente cargados, imágenes de intersecciones, indicador de carril, indicaciones para evitar el tráfico en tiempo real, imágenes con edificios y terrenos en 3D y rutas ecológicas. Además, serán gratis los mapas actualizados durante cinco años.

Cuentarrevoluciones digital

En la instrumentación, el visor dispone de una distribución nueva con funciones intuitivas y muy claras. Incorpora un cuentarrevoluciones digital grande y la lectura del velocímetro. Dentro de la pantalla de la interfaz, se encuentra una zona en la que el conductor puede cambiar entre diversas pantallas de infoentretenimiento, que incluyen instrucciones de navegación, mensajes SMS y de correo electrónico, etc.

En cuanto al conjunto de tecnologías de asistencia a la conducción y seguridad activa, la marca ofrece el denominado Honda Sensing, que incluirá de serie en toda la gama los sistemas más avanzados. El dispositivo emplea una combinación de información del radar y la cámara, junto a sensores de precisión, para avisar y asistir al conductor en situaciones de posible peligro.

Es el caso del sistema de prevención y mitigación de impactos, la advertencia de colisión frontal, la alerta de cambio involuntario de carril, el de salida de la vía, el de aviso de cambio involuntario de carril, el de control de crucero adaptativo y el de reconocimiento de señales de tráfico. No falta un sistema de asistencia inteligente de velocidad, un control de crucero adaptativo y también alerta de la presencia de vehículos en el ángulo muerto tanto en marcha como al circular marcha atrás.