La Policía investiga la desaparición de una mujer de 39 años en San Andrés del Rabanedo

Imagen del cartel realiado para la localización de Lidia García.
Imagen del cartel realiado para la localización de Lidia García.
  • La mujer desapareció junto a su perra el pasado sábado | Policía y Guardia Civil piden la colaboración ciudadana para localizar a la desaparecida

La Policía Nacional ha puesto en marcha un dispositivo de búsqueda para intentar localizar a una mujer de 39 años (el cartel inicial advertía de una edad de 49 años) desaparecida en la localidad de San Andrés del Rabanedo.

Policía y Guardia Civil han solicitado la colaboración ciudadana con el fin de localizar a la desaparecida, Lidia García.

Según los datos facilitados este lunes la mujer, de 1,50 metros de altura y 54 kilos de peso, presenta como dato característico el tener un ojo verde y otro marrón y ha desaparecido junto a su perra.

Fue la familia de la mujer quien presentó la correspondiente denuncia que ahora se investiga por parte de la Policía Nacional.

El teléfono, en su domicilio

La familia no se explica lo que ha podido suceder. «Lo único que sabemos es que no hay noticias de ella desde el pasado sábado», ha asegurado a leonoticias un familiar directo.

Al parecer Lidia García salió a pasear en compañía de su perra y con una mochila «pero dejó el teléfono en su casa».

La extraña ausencia de la mujer, que no convive con ninguna otra persona en su domicilio, provocó que finalmente se denunciara su desaparición.

La familia, desconcertada

Para la familia la situación es «muy difícil» porque no hay noticias «desde el pasado sábado y no tenemos ni idea de por dónde buscar».

Fue precisamente la madre de Lidia García quien tuvo en primer lugar la certeza de su desaparición.

Ella le había advertido de que no iría a comer en la jornada dominical al domicilio de sus padres «como suele hacer habitualmente. Dijo que tenía un cumpleaños, pero después se comprobó que tal cumpleaños no existía». «Lidia tiene una enfermedad y puede que se haya desorientado pero nada sabemos a ciencia cierta», se ha remarcado desde la familia.

Líneas de investigación

Por el momento, según se ha advertido a leonoticias fuentes del caso, la Policía Nacional traba en dos direcciones. Por un lado se investiga si la enfermedad que sufre la mujer pudo ser determinante en su desaparición.

Al mismo tiempo se investiga la última extracción bancaria a través de cajero automático realizada por la mujer y que deja ver una retirada de 300 euros , algo que la propia familia ha calificado de «totalmente inusual».