El Norte de Castilla

El paro en León se aleja por primera vez en cinco años de la barrera de los 40.000 y se sitúa en los 36.300 desempleados al cierre del tercer trimestre

Dato histórico de la EPA: el paro baja de los 40.000 por primera vez desde 2011, hasta los 36.300
  • La provincia cierra septiembre con un 13% menos de paro que el año anterior, tras perder en los últimos tres meses 4.100 parados | Se trata de mejor dato desde el tercer trimestre del 2011 cuando la provincia contabilizo 34.300 parados

Dato histórico en el desempleo de León. Por primera vez desde hace cinco años, León baja de la barrera de los 40.000 desempleados, tras cerrar el tercer trimestre con un total de 36,300 parados, según publica este jueves la Encuesta de Población Activa publicado por el Instituto Nacional de Estadística.

Concretamente, León suma un total de 36.300 parados al cierre del tercer trimestre tras bajar en 4.100 personas durante los meses de julio, agosto y septiembre, lo que representa una bajada superior al 10%. En términos interanuales, la bajada fue del 13%.

Se trata del mejor resultado que arroja la EPA desde el tercer trimestre del 2011 cuando la provincia contabilizo 34.300 parados. A partir de esa fecha, el desempleo registró un continuo crecimiento que alcanzó los 55.700 desempleados al término del segundo trimestre del 2014, el pico de paro en la provincia.

Unas cifras que sitúan la tasa del paro en el 17,15%, lo que representa más de tres puntos de caída en un solo año, y dos puntos por debajo de la media nacional. Del conjunto de los 36.300 parados, 3.500, es decir, el 9,6% se encuentran buscando su primer empleo.

Por su parte, la población activa también registra un repunte al pasar de las 206.200 personas a las 211.600 al cierre del tercer trimestre, al igual que la ocupación que se vio incrementada en un 5,7%, hasta los 175.300 parados. De esta forma, León cierra con una tasa de actividad del 51,65% y una tasa de paro empleo de 42,79%.

Datos autonómicos

Por su parte, el número de desempleados en Castilla y León se redujo en el tercer trimestre del año en 26.000 personas, hasta las 160.500, lo que supone una bajada del 13,94 por ciento con relación al segundo trimestre y del 15,88 (30.300) por ciento respecto al mismo periodo del pasado año.

Con este caída, la tasa de paro en la Comunidad queda en el 13,91 por ciento, mientras que la nacional baja hasta el 18,91 por ciento. A nivel nacional, el número de parados bajó el pasado trimestre en 253.900 personas (-5,55 por ciento) y se sitúa en 4.320.800. Por comunidades, las mayores bajadas se dieron en Cataluña (51.100 parados menos), Madrid (41.800) y Valencia (29.200). En términos anuales, las mayores reducciones corresponden a Andalucía (148.200), Cataluña (107.100 menos) y Valencia (52.200).

Porcentualmente, Castilla y León fue la tercera comunidad donde más cayó el paro en el tercer trimestre, con un 13,94 por ciento, sólo por detrás de Cantabria (-17,71 por ciento) y Baleares (-17,11 por ciento). Por el contrario, Murcia encabezó las subidas con un 5,94 por ciento, por delante de País Vasco (3,55 por ciento). En términos anuales, los descensos están liderados por Baleares (-24,15 por ciento), seguida de Cantabria (-22,92 por ciento), Cataluña (-16,23 por ciento) y Castilla y León (-15,88 por ciento). Sólo Asturias y La Rioja presentan subidas del paro (1,79 y 0,35 por ciento, respectivamente).

La tasa de paro más baja la registra Baleares con un 10,60 por ciento, por delante de Navarra (12,41 por ciento), País Vasco (12,80 por ciento) y Cantabria (12,53 por ciento). A continuación, se sitúa Castilla y León, con una tasa del 13,91 por ciento. Por el contrario, Andalucía se sitúa en cabeza con un 28,52 por ciento, seguida de Canarias (26,01 por ciento), Extremadura (25,61 por ciento) y Castilla-La Mancha (22,67 por ciento).

En cuanto al número de ocupados, en el tercer trimestre se incrementó en Castilla y León en 32.100, hasta los 992.800, cifra que en comparativa interanual supone una subida del 3,50 por ciento. A nivel nacional el número de ocupados se incrementó en 226.500 personas, un 1,24 por ciento más que en el segundo trimestre y un 2,65 por ciento más que hace un año.

Por comunidades, los mayores incrementos de ocupados este trimestre se dieron en Cataluña (42.700) y Castilla y León (32.100). El número de ocupados solo desciende en Murcia (5.600 ocupados menos). En el último año todas las comunidades incrementan su ocupación. Los mayores aumentos se observan en Cataluña (113.100) y Andalucía (83.100).