El Norte de Castilla

El Daesh reivindica el atentado contra una mezquita que ha dejado 32 muertos en Kabul

Agentes de seguridad hacen guardia ante la mezquita atacada.
Agentes de seguridad hacen guardia ante la mezquita atacada. / Jawad Jalali (Efe)
  • Un kamikaze se ha hecho estallar en medio de los peregrinos que asistían a una ceremonia religiosa en un templo chií de la capital afgana

El grupo terrorista Daesh ha reivindicado el atentado suicida perpetrado hoy en Kabul y que ha dejado al menos 32 muertos y 85 heridos en una ceremonia religiosa de la minoría musulmana chií de la etnia hazara.

En un comunicado difundido a través de la red social Twitter, la organización ha señalado que ha causado la muerte y heridas a unos 200 "renegados", como denomina a los fieles chiíes.

El Daesh ha detallado que un terrorista suicida hizo explotar un chaleco cargado con 16 kilos de explosivos en el interior de un templo de los "renegados", donde cerca de un millar de ellos estaban llevando a cabo sus rituales "apóstatas". Asimismo, la breve nota del grupo yihadista identifica al autor del atentado como Hamza al Jarasani, pero no ofrece más detalles.

El atentado se produjo alrededor del mediodía en Kabul (7.30 GMT) cuando el atacante se hizo explotar entre las decenas de personas que participaban en una ceremonia en la mezquita chií de Baqir-ul-Olom, situada en un barrio de la etnia hazara en Kabul, ha explicado el departamento de Emergencias del ministerio del Interior. El portavoz de la Policía de Kabul, Basir Mujahid, ha señalado que el domingo se había celebrado en diferentes mezquitas y centros religiosos del país el Arbaín, una importante festividad con la que los chiíes recuerdan la muerte del imán Husein, nieto del profeta Mahoma.

Blanco habitual de los talibanes y del Daesh

El presidente del país, Ashraf Gani, ha condenado en un comunicado el "brutal ataque" y ha expresado su "más profunda tristeza" por una tragedia que es, ha dicho, un "crimen imperdonable". Ha indicado que se trata de una acción de los "enemigos de Afganistán" para generar "desunión" en el país.

Las estrictas medidas de seguridad adoptadas en esta fecha no han evitado este nuevo atentado contra la etnia hazara, que ha sido blanco habitual de los talibanes, aunque últimamente el Daesh ha perpetrado varios atentados contra ellos en Afganistán. En julio, un ataque suicida contra un grupo de hazaras que participaban en una manifestación en Kabul causó más de 80 muertos y 300 heridos.