Las pruebas de ADN confirman que la hija que Diego Matamoros tenía con Tanit Grande no es suya

Diego Matamoros. /Instagram
Diego Matamoros. / Instagram

Se enteró de la noticia el 1 de noviembre al recibir un correo electrónico del laboratorio donde se realizó las pruebas genéticas

EL NORTE

Diego Matamoros no pasa por su mejor momento tras conocer el resultado de las pruebas de ADN a las que se sometió para saber si la hija que tuvo con Tanit Grande era suya. Pues bien, esas pruebas han dado negativo, por lo que el hijo de Kiko Matamoros no es el padre de la menor, según recoge en exclusiva la revista 'Semana'.

Diego ha confirmado que se enteró de la noticia el pasado 1 de noviembre, al recibir un correo electrónico del laboratorio donde se realizó las pruebas genéticas. «Para mí, esto es comparable a una muerte en vida, la niña está ahí, está a mi alcance pero ya no es nada mío. Dar ese paso y contarlo incluso me avergüenza, aceptar que he vivido engañado por quien yo creía que era mi hija y es la hija de otro me cuesta», ha comentado Diego.

El hijo de Kiko Matamoros apunta: «La niña también es víctima de todo. ¡Es que ella me llamaba papá! Tengo la sensación de que no sé con quien he estado viviendo, que he perdido mi tiempo y mi vida. Hay veces que me levanto y pienso que voy a ver a mi hija, que voy a estar con ella... La realidad es muy dura, me han quitado el futuro con ella, me han quitado todo».

En estos momentos complicados, la familia de Diego no le ha abandonado: «Mi familia también es una parte damnificada. Laura está muy preocupada por mí. Ellos han estado conmigo en todo momento y me animan a que tire hacia delante».

Para superar este 'golpe' señala que ha necesitado ayuda psicológica: «He necesitado ayuda, tengo que avanzar, necesitaré olvidarme de la que era mi hija pero primero tendré que aceptarlo. Yo quiero ser feliz, pero esto siempre va a ser una cicatriz que tenga ahí, necesito tiempo para poder superar todo esto».

Fotos

Vídeos