Bolt celebra su triste bronce en Londres con una fiesta nocturna

Usain Bolt, en The Box Soho Club.
Usain Bolt, en The Box Soho Club. / ABC

Al jamaicano no se le vio especialmente afectado por el tercer puesto en la que fue su última carrera de 100 metros

EL NORTE

El estadio Olímpico de Londres fue testigo de una decepción. La sufrida por Usain Bolt en la prueba de 100 metros. El jamaicano, el atleta más laureado de la historia, no pudo colgarse un nuevo oro en la que fue su última carrera en esta prueba.

Pero al recordman mundial de los 100 metros lisos no pareció importarle la posición que ocupó sobre el tartán. Como recoge 'ABC', él mismo compartió un vídeo en su cuenta de Snapchat rodado en directo desde el club The Box Soho, en el centro de Londres, un local ambientado como los boudoir franceses de 1940, todo un clásico donde la beautiful people británica ameniza sus noches. Sus reservados cuestan entre las 1.000 libras -a diario- y las 3.000 -los fines de semana-, y entre sus clientes se encuentran el príncipe Enrique, sus primas Beatriz y Eugenia de York, Kate Moss o Emma Watson.

Bolt quiso bailar sus penas en este club, donde apareció con una camiseta que lucía la bandera de Jamaica y acompañado por su novia Kasi Bennett, apodada como la Kim Kardashian jamaicana. Ambos dieron rienda suelta a la fiesta hasta las cinco de la madrugada, momento en el que se despidieron amablemente de los trabajadores del local.

No es la primera vez que Usain visita The Box Soho Club. En marzo, también fue fotografiado a altas horas de la madrugada cuando abandonó, botella de agua en mano, la discoteca, aunque los clientes del local aseguraron que el atleta había bebido algo más que agua.

La fama de juerguista persigue a Bolt, y él, lejos de esconderse, se reafirma: «Si hubiera medallas por fiestero, las habría ganado todas», declaró en su autobiografía. «En mi país, todo se puede hacer mañana. Entre los 17 y los 20 me dediqué poco al atletismo y mucho a la noche», aseguró. A partir de los 20, se volcó de lleno en su carrera deportiva, aminoró el ritmo de ocio nocturno, pero sin renunciar a ciertos homenajes.

Uno de ellos fue en Río de Janeiro, tras proclamarse tricampeón olímpico. El jamaicano optó por celebrar sus medallas con un baile muy subido de tono junto a una mujer, que corrió como la pólvora en redes sociales. A su vez, se filtraron unas fotografías en la cama junto a Jady Duarte, una estudiante brasileña de 20 años de edad, viuda de uno de los narcotraficantes más peligrosos de Río. La joven confesó que desconocía que Bolt fuera un atleta famoso y explicó que su encuentro sexual era «uno más».

Pero esa noche dio más de sí para Bolt. Aparecieron más fotografías del atleta besándose apasionadamente con otra chica, cuya identidad no llegó a trascender. Mientras tanto, su novia, Kasi Bennett, ha preferido no hacer caso a los escándalos de su chico, también conocido por marcharse sin pagar de algunos locales. El más famoso de sus 'simpas' fue en el club Libertine, en el céntrico barrio de Fitzrovia, donde no abonó una factura de 12.000 libras. La noche anterior había hecho lo propio en el club Tape, en el exquisito Mayfair, sin abonar 6.000 libras.

Fotos

Vídeos