José Coronado niega a Bertín su amor por Isabel Pantoja

José Coronado niega a Bertín su amor por Isabel Pantoja

  • El actor fue el invitado a 'Mi casa es la tuya', junto a sus compañeros de profesión Javier Cámara y Roberto Álamo

El primero en sentarse en los sillones de la casa de Bertín fue Javier Cámara. El actor hizo varias confesiones. Entre ellas, que Amparo Baró le daba collejas hasta en los ensayos de '7 Vidas' y sobre cómo se enteró de la muerte de su padre, mientras rodaba el final de '¡Ay, señor, señor!'. Su compañero de rodaje, Andrés Pajares, supo la noticia antes de rodar la última escena, pero pidió al resto del equipo que no dijera nada. Cuando escucharon el 'corten', Pajares se abrazó a Javier para decirle que lo sentía. Cámara no salía de su asombro, pensando que se refería al final de la serie, pero cuando vio que sus tíos y todo el equipo de rodaje se acercaron para abrazarle supo lo que había sucedido, como recoge la web de 'Vertele!'.

El segundo en charlar de forma animada con Bertín fue José Coronado. Ambos compadrearon y recordaron viejas vivencias juntos. Coronado reconoció que él sabía del presentador «de toda la vida. Además, es que contigo me han pasado unas cosas tremendas, de ir a conocer a gente, ir a hacer ahí mi faena, y decir... ¡aquí ya han toreado! ¡Y salía tu nombre siempre, macho! Decía: ¡Joder con Bertín!».

«Yo es que en Andalucía tengo todo muy rebuscado», respondió riéndose Bertín, a lo que Coronado sentenció: «Es vida». El actor también habló de sus comienzos en su carrera en el mundo de la interpretación. «Al llegar a Madrid, ya a los 15-16 me empezaron a llegar distracciones», una frase a la que Bertín respondió: «Sí, yo creo que tenemos tú y yo distracciones parecidas».

Durante el repaso de la carrera de Coronado, el actor no pudo más que reírse cuando recordó que siempre se le ha relacionado con todas sus compañeras de reparto. Entre los rumores, hubo uno que sonó con fuerza: su relación con Isabel Pantoja durante el rodaje de 'Yo soy esa'. Coronado aseguró que entre ellos no hubo nada, aunque reconoció que para la gente la situación tenía morbo porque ella aún era 'la viuda de España'.