Susan Boyle.
Susan Boyle. / Reuters

Susan Boyle sigue con su cruzada para perder peso

  • La cantante padece una diabetes de tipo 2

Relojes con estilo para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡¡Todos a 49€!!

Hasta 70%

Moda urbana para hombre

Hasta 80%

Moda clásica para hombre, mujer e infantil

Hasta 90%

Chaquetas y abrigos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

¡Todas las botas a 21.00€! ¡No te lo pierdas!

Hasta 70%

Calzado de original diseño para mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Muebles con estilo para tu hogar

Hasta 70%

Renueva tu comedor con muebles de diseño

Hasta 70%

Calidad y diseño en ropa de hogar

Hasta 70%

Moda casual para hombre y niño

Hasta 70%

Diseño y calidad al mejor precio

Hasta 80%

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Decora las ventanas de tu hogar con originales estores

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

Textil hogar de diseño y calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Marcas deportivas en relojes de pulsera

Hasta 70%

Moda clásica para hombre y mujer

Hasta 80%

Chaquetas de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calidad y diseño en tu hogar

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda y complementos para hombre

Hasta 70%

Susan Boyle parece otra mujer desde que comenzó a poner en práctica su plan de adelgazamiento. La británica ha asegurado a 'The Mirror' que ya ha reducido dos tallas desde que cambió sus hábitos alimenticios, asesorada por sus médicos. Los facultativos le aconsejaron una bajada de peso para poder hacer frente a la diabetes de tipo 2 que padece. «Necesitaba dejar de comer dulces y pasteles. Son mi perdición», comentaba la artista.

La ganadora de la tercera temporada de 'Britain's Got Talent' ha desvelado que la causante de su alejamiento de los escenarios desde el verano de 2015 ha sido el síndrome de Asperger que no le permite estar al 100% para su público.

«No he cantado en directo porque he estado enferma. La respuesta corta es que tiene que ver con mi síndrome de Asperger», apunta la escocesa, que añade: «Cuando cantas, te metes en el personaje. Me escondo detrás de ese personaje del escenario. Puedes sentirte morir, pero tienes que hacerlo. El público quiere ver a alguien sonriente».

A Susan Boyle le fue diagnosticado este trastorno del espectro autista en el año 2012, después de ser informada de que había sufrido un daño cerebral al nacer. A pesar de todo, ella sigue con la esperanza de encontrar al amor de su vida y, de hecho, ya le ha echado el ojo en un doctor que la invitó a comer tras ver su actuación en Florida.