Vídeo

Lebron James y Michelle Obama. / YouTube

Los Cavaliers paran el tiempo en la Casa Blanca

  • La primera dama participa en un vídeo sobre la moda del llamado 'Mannequin Challenge', el reto del maniquí, en el que todos salen paralizados

Relojes con estilo para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡¡Todos a 49€!!

Hasta 70%

Moda urbana para hombre

Hasta 80%

Moda clásica para hombre, mujer e infantil

Hasta 90%

Chaquetas y abrigos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

¡Todas las botas a 21.00€! ¡No te lo pierdas!

Hasta 70%

Calzado de original diseño para mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Muebles con estilo para tu hogar

Hasta 70%

Renueva tu comedor con muebles de diseño

Hasta 70%

Calidad y diseño en ropa de hogar

Hasta 70%

Moda casual para hombre y niño

Hasta 70%

Diseño y calidad al mejor precio

Hasta 80%

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Decora las ventanas de tu hogar con originales estores

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

Textil hogar de diseño y calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Marcas deportivas en relojes de pulsera

Hasta 70%

Moda clásica para hombre y mujer

Hasta 80%

Chaquetas de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calidad y diseño en tu hogar

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda y complementos para hombre

Hasta 70%

Se llama 'Mannequin Challenge' o reto del maniquí y consiste en grabar un vídeo con todos sus protagonistas parados en el tiempo. Pues bien, los Cleveland Cavaliers lo han llevado al extremo. Aprovechando su paso por la Casa Blanca como campeones de la NBA, LeBron James y los suyos grabaron un vídeo en el que incluso participó la primera dama, Michelle OBama, que aparece retratada como si se estuviera haciendo un selfi con el jugador.