El Norte de Castilla

Ágatha Ruiz de la Prada y Pedro J. Ramírez se reparten cordialmente sus propiedades

Ágatha Ruiz de la Prada y Pedro J. Ramírez se reparten cordialmente sus propiedades

  • El periodista y la diseñadora han querido evitar los tribunales

Pedro J. Ramírez y Ágatha Ruiz de la Prada llegaron a un acuerdo para el reparto de sus bienes sin batallas legales. Un acuerdo que alcanzaron horas antes de que el periodista publicara una imagen suya posando con la abogada Cruz Sánchez de Lara, su nueva compañera de 44 años.

Según publica 'Informalia', la diseñadora se fue de la casa familiar para que Pedro J. Ramírez pudiera sacar todos sus pertenencias e instalarse en su nueva residencia. Pero Ágatha todavía tendrá que volver a recordar su matrimonio con el fundador de 'El Español' ya que recibirá dentro de poco un premio de consolación que le entregará Condé Nast, editora de la revista 'Vogue', en la que aparecerá junto a su marido y sus hijos, en un reportaje que hizo antes de que su marido la abandonara por otra.

El periodista y la diseñadora han llegado a un acuerdo para olvidarse de juicios y tribunales. Ramírez le ha dejado a su ex el dúplex del madrileño Paseo de la Castellana, donde la diseñadora se quedará a vivir con sus hijos Cósima y Tristán. También se quedará con la casa de Costa de los Pinos en Mallorca. El piso que tenían en París fue un regalo de Pedro J. que está a nombre de Ágatha. Y el piso que tenían en Londres lo adquirió Pedro y seguirá siendo suyo. Por otra parte, los apartamentos anexos a las boutiques que la diseñadora tiene en París y Milán seguirán siendo suyos, así como una finca cercana a Madrid, heredada de su familia, donde ella hizo una remodelación espectacular de tintes ecologistas.

Pedro J. Ramírez quiso que la separación fuera amistosa, pero en cuanto Ágatha Ruiz de la Prada se enteró de la infidelidad de su marido le pidió a éste que se fuera inmediatamente. Horas más tarde, comenzaron a negociar los abogados, Javier Gómez de Liaño y María Dolores Márquez de Prado, su mujer, que son al mismo tiempo íntimos amigos de la pareja que se acaba de romper.