El Norte de Castilla
Elecciones 24M

El PP volverá a gobernar el Ayuntamiento de Ávila, pero en minoría

  • Ciudadanos abandona por falta de «estabilidad» las negociaciones para lograr un Gobierno alternativo al PP

Al igual que hizo UPyD el día anterior, Ciudadanos abandonó ayer las negociaciones para lograr un Gobierno alternativo al PP en el Ayuntamiento de Ávila. La retirada del partido naranja significa el punto final de esa intentona de cambio en el Consistorio abulense, ya que sin los cinco concejales de la formación que encabeza Marco Antonio Serrano no hay opción de llegar a los 13 ediles que marcan la mayoría absoluta.

El motivo de retirarse de esa negociación a cuatro, según Serrano, es que no han visto «la suficiente estabilidad en el Ayuntamiento que saldría» de ese acuerdo con PSOE (4 concejales), IU (3) y Trato Ciudadano (3). «Si esa Alcaldía no va a llevar a la ciudad a la cohesión ni a ningún buen puerto, preferimos no tenerla», añadió.

En su opinión, también ha faltado «generosidad» en los encuentros que han tenido lugar, lunes y martes, en el Hotel El Encanto. «Nosotros allí propusimos una opción de Ayuntamiento [liderado por Ciudadanos] y nadie se significó por ella; entonces vimos que no hay una intención clara de cambio –añadió-. No hemos visto claro una opción cohesionada».

La decisión de abandonar las negociaciones se tomó ayer, dentro del partido, de forma «unánime». «No venimos aquí a tener ninguna opción de sillón y creemos que podemos hacer una gran labor y fiscalizar el Gobierno desde la oposición», dijo el líder de Ciudadanos en Ávila. Todavía no saben si en el pleno del sábado se votarán a ellos mismos o se abstendrán, ya que están «valorando las dos opciones».

«Vamos a seguir en contacto con todos los grupos y creemos importante ese acuerdo de mínimos entre todos», añadió en referencia a los puntos en común que encontraron con PSOE, IU y Trato Ciudadano en la reunión del martes. No descartan alcanzar un acuerdo de mínimos también con el PP –«ellos tienen nuestro teléfono», apuntó-, pero «en ningún caso de legislatura».