El Norte de Castilla

El folclore de ambos lados de La Raya se luce en Juzbado

    Fotografía de familia de todos los grupos participantes en el IIFestival Folclórico Hispano-Luso de Juzbado.
    Fotografía de familia de todos los grupos participantes en el IIFestival Folclórico Hispano-Luso de Juzbado. / Elena Gómez
    • La localidad acoge la segunda edición de su festival que se internacionaliza al contar con un grupo llegado desde Portugal

    La localidad de Juzbado acogió ayer la segunda edición de su Festival Folclórico al que, en esta ocasión, le han añadido el ‘apellido’ de Hispano-Luso al incluir, entre los participantes, a un grupo llegado desde el otro lado de frontera.

    Concretamente fue el Rancho Folclórico Da Boidobra, de Covilha en la provincia de Beira Baixa, los que representaron a Portugal; mientras que el lado español de la frontera estuvo representado por la Asociación Cultural Etnográfica La Arracada, de Zamora capital, y por el grupo de baile tradicional de Juzbado, formado en gran parte por integrantes de la Asociación de Mujeres de la localidad.

    Precisamente a este grupo, y a su profesora Candi, quiso agradecer el alcalde de Juzbado, su implicación con el municipio. «Tenemos un lujo de asociaciones, personalmente me quito el sombrero por la Asociación de Mujeres y la de Mayores, que nos permiten el lujo de permitirnos este tipo de cosas», señalaba el primer edil, quien aseguraba que «es un placer grande el poder convocar un festival folclórico».

    El primer edil remarcó especialmente el hecho de que este año se haya incluido a municipios del otro lado de La Raya asegurando que «somos un pueblo de vocación iberista, creemos muy poco en la frontera, que es política y administrativa, pero desde luego en muchas otras cosas, como las emociones, no la hay». Además, Rubio recordó la especial unión entre Juzbado y Portugal a través de la geología, «que nos une también con la falla entre Juzbado y Penalva do Castelo».

    Para finalizar su intervención, con la que se abrió esta segunda edición del Festival Folclórico Hispano-Luso de Juzbado, el alcalde quiso agradecer la colaboración de los vecinos –que se agolpaban en la carpa situada junto a la iglesia, donde tuvo lugar el certamen– en todas las actividades que se organizan y los invitó a disfrutar de los actos que quedan de estas fiestas patronales y, muy especialmente, de las danzas que se vieron a continuación.

    Los primeros en saltar al escenario fueron los integrantes del grupo folclórico local, quienes interpretaron tres bailes característicos de la tradición charra, como son la jota, la charrada y el paleo, todos muy aplaudidos tanto por el público como por los otros dos grupos participantes, que observaban y comentaban cada uno de los pasos.

    Los siguientes en demostrar su talento fueron los miembros de La Arracada, quienes hicieron un repaso por las diferentes zonas de la provincia de Zamora, mostrando los bailes más tradicionales de cada una.

    Los participantes lusos fueron los terceros en demostrar su arte ante los vecinos de Juzbado, con danzas y sonidos llegados desde tierras que, tal y como había señalado el alcalde, no son tan lejanas aunque a veces lo parezca.

    El grupo local volvió a salir al escenario para cerrar, con otra muestra del folclore charro, este festival, que dejó buen sabor de boca entre todos los asistentes y también entre los participantes.