El Norte de Castilla

Seis de cada diez trabajadores de Castilla y León preferirían ser felices a tener más sueldo

Un buen ambiente laboral, mejor que una subida de sueldo
/ FOTOLIA
  • El 56,3% de los trabajadores de la región encuestados por Adecco no aprecian en sus empresas políticas de bienestar y satisfacción del empleado

Preguntados por su índice de felicidad laboral en una escala del 1 al 10, los trabajadores castellanos y leoneses se puntúan de media con un 6,33, la misma nota que arroja el promedio español. En esta puntuación hay algunas dosis más de abnegación que de gozo laboral si se tiene en cuenta que más de la mitad, en concreto el 56,3%, de los trabajadores de Castilla y León contestan a la encuesta que su empresa "aún no aplica políticas de bienestar y satisfacción del empleado". Seis de cada diez aseguran que renunciarían a tener mejor sueldo a cambio de gozar de mayor felicidad en el trabajo.

Estas son algunas conclusiones de la VI Encuesta Adecco sobre 'La Felicidad en el Trabajo', en la que la empresa de recursos humanos y trabajo temporal ha consultado a 2.400 personas en activo de toda España (300 de la comunidad autónoma) sobre su nivel de realización personal en el puesto que desempeñan.

El 95,1% de los encuestados por la ETT en Castilla y León creen que un trabajador feliz es un trabajador mucho más productivo y, en consonancia,nueve de cada diez confiesan que a la hora de buscar trabajo o cambiar de empresa valoran que tenga medidas dedicadas a la felicidad laboral de sus trabajadores.

A la hora de la verdad, solo el 11,6% de los consultados en la región aprecia que las empresas de nuestro país estén incluyendo "seriamente" entre sus políticas de recursos humanos medidas relacionadas con la felicidad laboral de sus empleados. El 32,1% restante cree que lo empiezan a hacer ahora "tímidamente".

En general, son los más jóvenes y las personas con ingresos medios o altos quienes, en mayor medida que el resto, piensan que las empresas sí están incluyendo medidas de este tipo.

Lejos de parecer un aspecto menor, cuatro de cada diez trabajadores encuestados por Adecco en Castilla y León (43,7%) consideran que la inclusión o no de estas políticas de felicidad son "un aspecto fundamental" a la hora de optar por una empresa u otra para trabajar.

Además, el 49,5% piensan que, aunque no fuese una razón definitiva, tendrían en cuenta estas medidas a la hora de elegir una compañía u otra. Solo el 6,8% de los consultados en la autonomía cree que estas políticas" no influyen o lo hacen poco" cuando hay que valorar una empresa por la que fichar.

Son los hombres y los encuestados de menor edad, quienes en mayor porcentaje aseguran que el hecho de que las empresas incluyan políticas de felicidad laboral entre sus paquetes de beneficios influiría poco o nada a la hora de optar por un puesto de trabajo u otro en una empresa.

En palabras de Margarita Álvarez, directora de Márketing y Comunicación de Adecco “un trabajador feliz no solo es más productivo, sino que desarrolla un mayor compromiso con la compañía, así su motivación es mayor y esto redunda también en más implicación, aceptación de responsabilidades y retos, mayor tolerancia al estrés y una capacidad de adaptación mayor y mejor a los cambios que se viven continuamente en las empresas hoy en día”.

Para saber cómo podrían ser más felices, la encuesta incluye una pregunta sobre qué aspectos valoran como más importantes dentro de su entorno de trabajo. Y para los castellanos y leoneses, disfrutar de un buen ambiente laboral es imprescindible para poder ser feliz en el trabajo, con una puntuación de 8,38 sobre 10.

A continuación, recibir un buen salario es lo mejor valorado por los trabajadores de la región, con 8,25 puntos; así como contar con un buen horario que permita conciliar la vida personal con la profesional (8,24).

"Con respecto al año anterior, crece en unas décimas la valoración del buen horario para conciliar y del salario pero cede algo de importancia la presencia de contar con un buen ambiente laboral (que aun así sigue siendo lo mejor considerado)", explica el estudio de Adecco.

Otros aspectos a tener en cuenta para la felicidad laboral de los trabajadores de la comunidad son la realización personal (8,07 puntos), el desarrollo de habilidades personales y profesionales (7,91), la adecuación de la formación adquirida a las funciones del puesto (7,81) y contar con un buen jefe (7,78).

Con menor importancia aparecen otras opciones como la cercanía del lugar de trabajo al hogar, el reconocimiento de colegas y superiores a la labor realizada o la opción de disfrutar de beneficios sociales (cheques-guardería, seguro médico privado, etc.).

Ser o no ser... jefe

El 39,8% de los castellanos y leoneses creen que tener su propio negocio sí reporta mayor felicidad porque se tiene más libertad para organizar el tiempo y además dedicarse a lo que uno le gusta. Sin embargo, un 38,8% opina que no se obtiene mayor felicidad puesto que el emprendimiento acarrea demasiadas obligaciones y responsabilidades. Por último, un 21,4% no sabe si realmente se es más o menos feliz dirigiendo un negocio.

Y preguntados sobre la posibilidad de poder volver atrás en el tiempo y elegir de nuevo a qué dedicar su carrera profesional, el 61,2% de los encuestados no cambiarían de profesión aunque pudiesen. Entre el 38,8% que sí escogería otra dedicación (4,4 puntos porcentuales más que un año antes), médico, profesor, informático, deportista y arquitecto son las cinco profesiones preeferidas.

Que viva España

El 91,3% de los encuestados en la región consideran que son más felices trabajando en España, por encima de cualquier otro país del mundo. Castilla y León es una de las siete autonomías que manifiestan esta afirmación por encima del 90% de respuestas afirmativas. Este porcentaje crece 7,2 puntos porcentuales con respecto a 2015 y se coloca por encima de la media nacional, de un 87,6%.

Entre los destinos preferidos para emigrar de los castellanos y leoneses que se irían fuera para ser más felices aparecen, en primer lugar, Estados Unidos, seguido del Reino Unido, Alemania y Francia. Sin embargo, para los encuestados en la región que sí piensan que hay trabajadores más felices que los españoles son los suizos (5,9%), los noruegos (3,8%), los alemanes (2,9%) y los finlandeses (2,1%) quienes consideran que deben ser más felices.