El Norte de Castilla

UGT reclama una ley contra la brecha salarial entre hombres y mujeres

  • La Junta prevé ofrecer antes de fin de año subvenciones para compensar la pérdida de ingresos por excedencias y reducciones de jornada

«No por mucho hablar de ella está disminuyendo», ha advertido Cristina Antoñanzas, vicesecretaria general confederal de UGT. «Las leyes no han funcionado y la salida de la crisis está siendo más difícil para las mujeres trabajadoras», ha añadido Faustino Temprano, secretario general del sindicato en Castilla y León. La brecha salarial entre hombres y mujeres tiene muchas patas, según se ha puesto de manifiesto en una jornada organizada por UGT en la sede del CES regional y para combatirla hacen falta tanto iniciativas legislativas como medidas dentro de la negociación colectiva.

La mayor concentración de mujeres en empleos con sueldos bajos, unida a la escasa presencia de trabajadoras en los tramos de retribuciones más elevadas; el hecho de que entre las mujeres haya más proporción de contratadas temporales y a tiempo parcial que entre los hombres; la circunscripción casi exclusiva de la conciliación laboral al sexo femenino... todo ello acaba por repercutir en un menor salario.

«Entre los años 2010 y 2013 –ha expuesto Temprano– la brecha salarial se ha mantenido estable en el conjunto de la Unión Europea, mientras que en España se ha incrementado el 3% y en Castilla y León, el 2% por encima de la media nacional».

La número dos del sindicato a nivel nacional ha incidido en que, «mientras en las Administraciones Públicas no ocurre, en la empresa privada y en especial en sectores como la industria o la banca, la brecha se hace más patente cuando miramos a los cargos directivos, o a los jefes de producción». «Es preciso romper los tabúes porque si en España tenemos mayoría de mujeres estudiando en la universidad, esto tiene que verse reflejado en el mundo laboral», ha sostenido Cristina Antoñanzas, para quien «los gobiernos deben legislar en este sentido, incluso con una ley nacional contra la brecha salarial» que «más que hablar de conciliación, hable de corresponsabilidad de hombres y mujeres en las labores familiares».

También en este sentido, la consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Alicia García, ha coincidido en la necesidad de una mayor implicación y actuación conjunta, «coordinada y complementaria de las administraciones públicas, empresarios y agentes sociales». García ha destacado el compromiso de la Junta, «en colaboración con el Diálogo Social, de convocar antes de final de año subvenciones para compensar la disminución de ingresos de los trabajadores y trabajadoras de Castilla y León que ejerzan su derecho de reducción de jornada laboral y de excedencia para el cuidado de hijos».