El Norte de Castilla

Apenas una de cada diez ofertas de trabajo se dirige a menores de 25 años o mayores de 46

Dos operarios colocan dos semáforos.
Dos operarios colocan dos semáforos. / Antonio de Torre
  • El perfil más demandado es el colectivo comprendido entre los 26 y los 35 años, según un informe elaborado por Adecco e Infoempleo

La edad es un requisito que está presente en el 30,4% de las ofertas de trabajo generadas en el último año en España, según un informe de Adecco e Infoempleo sobre la trayectoria profesional. Hasta el punto de que seis de cada diez vacantes se dirigen al colectivo comprendido entre los 26 y los 35 años, con mucho el sector más demandado. Por el contrario, los que menos oportunidades tienen de encontrar trabajo son las personas mayores de 46 años, para las que apenas hay un 4% de las ofertas (2,2% menos que en 2014), y los menores de 25, con un 8,1% de las vacantes (-0,8%), precisamente dos de los colectivos más afectados por el desempleo.

La edad media requerida ha caído hasta los 32,8 años, aunque, como es lógico, a mayor categoría profesional, mayor es la edad que se le exige al candidato, según el estudio. La media solicitada para un puesto directivo ronda los 35 años, tres menos que en 2014.

De cualquier modo, estos datos varían según la región en la que se viva. Así, Aragón, País Vasco, Valencia y La Rioja son las comunidades que más importancia dan a la edad, requisito que está presente en al menos una de cada tres ofertas. Navarra, Madrid, Extremadura, Valenciana y Murcia prefieren candidatos con más de 33 años, mientras que Andalucía, Canarias y Baleares, por su parte, los buscan con edades que no superen los 32.

Si se compara por sectores, servicios es el que más relevancia otorga a la edad de los candidatos, ya que prácticamente la mitad de sus ofertas hacen referencia a este requisito, seguido del comercio (34,9%) y alimentación, bebidas y tabaco (34,5%). En el lado opuesto está recursos energéticos, que solo lo solicita en un 3,2% de los casos. Sin embargo, es la Sanidad la que requiere más madurez para acceder a un puesto de trabajo, con una media de 35,7 años.