Ghosn ve posible que Renault fabrique modelos para Mitsubishi en Valladolid o Palencia

Carlos Ghosn, presidente de la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi.
Carlos Ghosn, presidente de la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi. / ERIC PIERMONT-AFP
  • El presidente de la multinacional recuerda que la Alianza producirá sus automóviles «allí donde cuente con capacidad para hacerlo»

Las fábricas de automóviles se centrarán cada vez más en el producto, en la terminación, en los acabados y quizá lo menos importante, lo que se hará justo al final de la cadena de montaje, sea colocar el escudo que identifica la marca del vehículo. Se acabó lo que una fábrica sea solamente de un constructor. Hoy Renault fabrica sus furgonetas Pik Up en una fábrica de Nissan, y Daimler las suyas en una de la competencia. ¡Cuanto más si las empresas son aliadas!

El presidente y director general del Grupo Renault, Carlos Ghosn, lo ha dejado claro durante la presentación de los resultados financieros del año pasado: «La Alianza Nissan Renault fabricará sus modelos allí donde cuente con capacidad para hacerlo», expresó en respuesta a una pregunta de El Norte de Castilla sobre si las plantas españolas de Renault producirán en los próximos años algunos vehículos de la japonesa Nissan.

«No está tan claro cómo van a afectar a las fábricas europeas la entrada de Mitsubishi», matizó de inmediato el máximo dirigente no solo de Renault, sino también de las dos firmas japonesas. En su opinión, es muy probable que «algunos productos» de la multinacional recién adquirida por Nissan sean transferidos a las plantas europeas para una fabricación local que abarate los costes logísticos de aquellos automóviles con destino a los mercados del Viejo Continente y es ahí, en esa reducción de costes, en esa producción local donde «veremos cómo se van a hacer las cosas», puntualizó.

«Base industrial en expansión»

La alianza automovilística cuenta con las fábricas «en España (Valladolid y Palencia) o en Francia», aclaró Ghosn, quien tan solo unos momentos antes, en respuesta a otra pregunta de El Norte sobre las consecuencias para las plantas españolas de Renault del inicio de la aplicación del plan industrial 2017-2020, afirmó con rotundidad que hoy España está considerada «una base industrial en claro proceso de expansión donde debemos continuar con nuestro proceso de desarrollo y de crecimiento. La producción debe continuar creciendo», resaltó el presidente de Renault al dar cuenta de un año económico en el que las fábricas españolas han marcado un máximo de producción histórico.

Renault cuenta con dos fábricas en Valladolid (Motores y Montaje Carrocerías), otra en Palencia de Montaje y una factoría de cajas de cambio en Sevilla con una plantilla cercana a las 15.000 personas.