El Norte de Castilla

Una de las plantas de Renault en la comunidad de Castilla y León.
Una de las plantas de Renault en la comunidad de Castilla y León. / El Norte

El crecimiento de la industria se modera en Castilla y León, aunque lidera las autonomías

  • La cifra de negocios en el sector aumentó el 2,4% en septiembre (la sexta del país), pero sigue al frente del conjunto nacional en la subida acumulada durante el año

La industria de Castilla y León moderó su crecimiento el pasado septiembre al situarse el aumento de las ventas en el 2,4%, lo que permite a la comunidad seguir liderando el sector en el acumulado del año, con una ralentización también hasta el 0,2% en la entrada de pedidos, según los datos publicados este miércoles por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Tras liderar durante siete meses consecutivos la facturación industrial autonómica, la industria de Castilla y León abandonó esa posición en el mes de agosto, lo mismo que ha vuelto a suceder en septiembre, aunque la facturación ha continuado creciendo en la comunidad.

La industria española facturó en septiembre el 0,5 % más que en el mismo mes del pasado 2015, mientras que la entrada de pedidos industriales subió el 2,5%. En la evolución por comunidades autónomas, la cifra de negocios avanzó en seis autonomías con respecto a septiembre de 2015 y disminuyó en las otras once, con el 4,7 de repunte de Cataluña como mejor dato y el -8,7 % de Asturias como la mayor caída.

La industria de Castilla y León fue la sexta que más creció en septiembre en cuanto a cifra de negocio y la undécima en cuanto a entradas de pedidos, en este caso por debajo del dato medio nacional.

Debido al empuje de los meses anteriores, la industria de Castilla y León sigue liderando el acumulado hasta septiembre, con un crecimiento de la cifra de negocio del 11,4%, frente a la caída nacional de cuatro décimas.

En cuanto a las entradas de pedidos, el acumulado también es el mejor del año, con un repunte del 8%, frente al descenso del 0,6% de promedio nacional.

Por regiones, los pedidos industriales aumentaron en diez comunidades autónomas y disminuyeron en las otras siete, dándose el mayor aumento en Cataluña (7,5 %) y el mayor descenso en Asturias (una caída del 6,3 %).