El Norte de Castilla

Una chica consulta su teléfono móvil desde la playa.
Una chica consulta su teléfono móvil desde la playa. / El Norte

Cómo encontrar un empleo desde el 'smartphone'

  • Más de la mitad de los españoles buscan trabajo a través de dispositivos móviles

El número de personas que se encuentra en una búsqueda constante de empleo siempre resulta relevante. 3.697.496 personas figuraban inscritas como demandantes de un puesto de trabajo al finalizar el pasado agosto, según recogen los datos del Ministerio de Empleo y Seguridad Social. Y a partir de esa palpable evidencia, el papel que juegan las nuevas tecnologías en su búsqueda cobra un protagonismo especial gracias a las múltiples ventajas que presenta frente a los métodos más tradicionales.

Así lo demuestra el estudio realizado por Adecco en el que se confirma que el 65% de los españoles ya buscan empleo mediante los dispositivos móviles. «La rapidez, inmediatez y agilidad que presenta una app a la hora de encontrar trabajo supone una enorme ventaja, tanto para reclutadores como para candidatos», afirman desde Zeebe Jobs, la primera app de job matching por competencias.

España, que ocupa el primer lugar en la Unión Europea en cuanto a penetración de smartphone, hace que los métodos tradicionales como la presentación del currículum en papel y de forma presencial o portales de internet queden atrás. La disponibilidad del smartphone 24 horas al día lo convierte en una ventana abierta permanente a internet, de manera que el usuario puede acceder en cualquier situación cotidiana. Sin embargo, desde otros dispositivos como el PC, esta inmediatez de acceso a internet, a diferencia del smartphone, no es posible en cualquier momento y desde cualquier lugar.

Filtrar historiales desde el metro

También los reclutadores se apoyan en internet. De hecho, el 73% afirma usarlo para encontrar al profesional adecuado. Los dispositivos móviles permiten al manager o 'recruiter' compatibilizar momentos cotidianos como esperas en el medico, dentista o en el metro para filtrar historiales profesionales sin pasarse horas en la oficina. De hecho, algunas apps han ido un paso más adelante.«Zeebe es la primera app en la que el reclutador puede publicar una oferta de empleo desde su smartphone con todo tipo de detalles, más rápido y desde cualquier lugar y en cualquier momento, y disponer enseguida de potenciales candidatos ordenados por relevancia, que se pueden contactar directamente para confirmar el interés y, en caso afirmativo, disponer de los datos de contacto», en palabras de Luís Zabala, CEO de Zeebe.

Sin duda, los dispositivos móviles han marcado un antes y un después, tanto para reclutadores como para candidatos. De hecho la mayoría de las inscripciones que se realizan en una oferta de empleo ya son mediante dispositivos móviles. Del mismo modo que cambia la forma de encontrar trabajo y candidatos, también evoluciona el usuario, que cada vez es más on line o directamente ha nacido con las apps e internet en su día a día, los ya conocidos 'millennials'. De ahí la necesidad de que las empresas estén presentes en este tipo de plataformas para encontrar al profesional adecuado.

Además, desde apps como Zeebe permite el reclutamiento colaborativo; invitar a otros compañeros a participar en los procesos de selección, simplemente invitándolo por email a descargarse la app y añadirse al proceso de selección. “«De esta forma evitamos que reclutador y manager hagan el trabajo por duplicado y descoordinadamente», afirman desde la app. Con estas funcionalidades, pretenden afinar la búsqueda para evitar frustraciones por parte del profesional o el recruiter cuando, en ocasiones, el perfil seleccionado no acaba encajando en la vacante.

Cabe destacar que en los últimos años la inclusión de las nuevas tecnologías en nuestra vida diaria (en concreto, las apps) ha ido en auge, y que éstas han demostrado facilitar nuestro día a día, así como responder a necesidades comunes, como por ejemplo, en este caso, en la búsqueda de empleo. «En nuestro caso decidimos apostar por el móvil puesto que ha demostrado su capacidad disruptiva en sectores como la música, la fotografía, los clasificados online y muchos otros. ¿Por qué no en el empleo?», afirma Zabala.