COPA DAVIS

España volverá a los Balcanes tras batir a Croacia

Pablo Carreño, en la eliminatoria contra Croacia.
Pablo Carreño, en la eliminatoria contra Croacia. / EFE
  • El equipo capitaneado por Conchita Martínez, que espera a Nadal, se enfrentará a Serbia cinco años después de su último enfrentamiento

España volverá a disputar unos cuartos de final de la Copa Davis cinco años después de su última aparición, y lo hará tras derrotar con mucho sufrimiento a Croacia. La siguiente ronda tampoco dará lugar a tregua. ahí estará la Serbia de Novak Djokovic. Antes de eso, la eliminatoria de Croacia deja varias cosas positivas sobre la mesa. No todo fueron malas noticias tras tener que vencer a un equipo netamente inferior en el quinto partido.

El único punto negativo fue que el dobles sigue sin funcionar, y Feliciano López y Marc López volvieron a caer con una pareja de menor ranking. La dupla, que fue campeona en Roland Garros, participó en la Copa de Maestros y tiene a Marc López como medalla de oro olímpica, no acaba de encontrar su sitio en la Copa Davis y cuenta sus dos partidos disputados como derrotas. La solución puede estar en Rafa Nadal que, si acude a la eliminatoria contra Serbia, podría disputar el dobles junto a Marc, con quien conquistó la medalla de oro en Río de Janeiro y ganó los dos partidos de Copa Davis que disputó (en la India 2016 y contra Ucrania en 2013).

Fuera del dobles, las buenas noticias llegaron con Roberto Bautista y Pablo Carreño. El castellonense se situó como un relevo perfecto a Rafa Nadal en la posición de número uno y mostró el liderazgo adquirido en los dos últimos años, al sumar dos puntos de vital importancia para el equipo español, sobre todo en el cuarto encuentro ante Franko Skugor, al cual Bautista definió como «el partido con más presión» de toda su vida. «La experiencia me ayudó a sacarlo adelante», señaló el jugador de 28 años, que mantiene un bagaje positivo en la competición, al haber ganado seis partidos, frente a tres derrotas.

Pablo Carreño también demostró poder dar el cien por cien en la Davis. Pese a un primer partido el viernes que puso dudas sobre su temple para encarar partidos difíciles, Conchita Martínez volvió a confiar en él para el momento definitivo y no falló. La victoria en el quinto punto ante Nikola Mektic puede ser un punto de inflexión para Carreño, que aseguró haberse ido «muy hundido» tras la derrota ante Skugor. «La experiencia de ese partido me ayudó mucho. La gente me apoyó. Tenía que ganar para España», argumentó el asturiano al término de la eliminatoria. La capitana también dio su visión del complicado cruce: «Es muy tenso estar ahí. Al final se ha conseguido la victoria, por lo que ha valido la pena».

España tiene ahora dos meses para preparar la siguiente eliminatoria, del 7 al 9 de abril ante Serbia, una vez más fuera de casa. Será el octavo cruce consecutivo que el equipo español se ve obligado a disputar en territorio enemigo, después de que Serbia visitase España en 2009, con derrota para el equipo de Djokovic y Tipsarevic. En esta ocasión, parece claro que Djokovic también acudirá en ayuda de su país, tras disputar el primer punto en el que los serbios eliminaron a Rusia, aunque el calendario puede influir en las decisiones de los jugadores, ya que la eliminatoria se disputa la semana posterior al Masters 1.000 de Miami. A ‘Nole’ pueden acompañarle Viktor Troicki, Dusan Lajovic y Nenad Zimonjic (que ejerce como jugador y capitán). Queda por ver quiénes serán las raquetas españolas y si Rafa Nadal está en condiciones de disputar los primeros cuartos de final de Copa Davis desde 2012.