El Norte de Castilla

rugby

El Quesos resuelve antes del descanso

De la Lastra cede a Pescador.
De la Lastra cede a Pescador. / A. Mingueza
  • Irregular partido de los pupilos de Diego Merino, que habían conseguido el bonus ofensivo en la primera mitad

Cuarenta minutos de ataque, cuarenta minutos de defensa. El VRAC Quesos Entrepinares sumó otro cinco puntos en Pepe Rojo y sigue remontando posiciones tras ocho jornadas en la División de Honor. Al contrario de lo habitual, el Quesos ni tanteó ni esperó. No se reservó nada de inicio y buscó la victoria para dedicársela a César Gutiérrez y a Peisi.

El buen comienzo del VRAC se tradujo en un dominio territorial absoluto con un Senor Independiente maniatado y que no pasó de la divisoria hasta pasado el minuto 15 del encuentro. Antes, el Quesos tuvo tiempo de mostrar su superioridad en la melé y también su ambición buscando insistentemente el primer ensayo. Una marca que llegaría en el minuto 13 tras encontrar un hueco por el flanco izquierdo tras avanzar metros empujando. Irrumpió en carrera Pedro de la Lastra y pegado a la línea de cal puso el 5-0 en el marcador. Ferrández, en una patada difícil, envió el oval al poste izquierdo de la H.

Independiente reaccionó y se metió en el partido gracias a una patada de Mariano García (5-3). El golpe anestesió durante unos minutos al VRAC, que dio un paso atrás permitiendo a los bisontes empezar a desplegar su juego. Sin embargo, el Quesos volvió a despertar y respondió con un contragolpe de Pescador y De la Lastra que cerca estuvo se suponer el segundo ensayo. La jugada sirvió para que el Entrepinares se quedase dentro de la línea de cinco, donde hacía sufrir a los bisontes. De esa insistencia llegó el segundo ensayo, de castigo, tras varias fases ofensiva del VRAC que desesperaban al Senor. Tras varias irregularidades, Marc Riera otorgó la marca a los locales, que ampliaron su ventaja con la transformación de Álvaro Ferrández.

Desatado, el Quesos era consciente de que podía dejar visto para sentencia el partido antes del descanso. Una buena jugada de Steve Alfeld, con asistencia en el momento oportuno para Jose Basso, originó el tercero de la oscura mañana en Pepe Rojo. También acertó Ferrández. Al igual que en el cuarto, de Álex Gutiérrez Müller por la parte derecha del ataque quesero y que certificaba el bonus tras una buena primera parte de los de Diego Merino. Limaba diferencias Independiente junto antes del pitido del intermedio gracias al buen pie de Mariano García.

La segunda parte comenzó con un Senor dispuesto a no irse de vacío de Pepe Rojo. Los de Mozimán acamparon en terreno quesero y el VRAC se exigió defensivamente para evitar un susto. Más de 20 minutos tardaron los santanderinos en ensayar, pero lo terminaron consiguiendo para dejar un 26-13 con un cuarto de hora por delante que podía hacer sufrir al Quesos si no daba un paso adelante. Lo hizo de inmediato, espoleado por la grada, y no se complicó al pasar un castigo que permitía un colchón de hasta dos ensayos transformados. La cantera volvió a tener protagonismo, en esta ocasión con Pablo Alcalde como novedad y muchos otros ganándose la continuidad y disputando los 80 minutos. Senor dio la cara hasta el final y volvió a ensayar sobre la bocina.