El Norte de Castilla

rugby

A 3.400 kilómetros de Pepe Rojo

  • El SilverStorm se mide en Moscú al Krasny Yar, conjunto siberiano cuya ciudad está a la misma distancia aérea de la capital rusa que Valladolid

El SilverStorm El Salvador afronta este sábado, a partir de las doce del mediodía hora española (13:00 hora local), su segundo partido en la EPCR Qualifying Competition. Lo hace en la capital rusa frente a un equipo enteramente profesional y favorito a ser el ganador de esta competición. En el primer partido, también jugado en Moscú, se impuso con autoridad al Mogliano transalpino. Tiene mucho nivel, ayudado por un presupuesto de más 2,5 millones de euros, y está plagado de internacionales rusos tanto de la selección de rugby a siete como de la de XV. Además cuenta con jugadores foráneos de mucha calidad. Vamos, un equipazo.

Lo llamativo es que este equipo proviene de la ciudad siberiana de Krasnoyarsk, una urbe de más de un millón de habitantes que, como le pasa a Valladolid en España, es la capital oficiosa del oval ruso. Hay dos equipos de esa ciudad. El más destacado y campeón es el Yenisey. El Krasny Yar es el segundo equipo en el escalafón ruso.

Otra similitud es que ambas ciudades, tanto Valladolid como Krasnoyarsk, están prácticamente a la misma distancia de avión de la capital rusa. Valladolid se sitúa, a 3.413 kilómetros de distancia área de Moscú, cifra muy parecida a la que hay desde Madrid, aeropuerto desde el que partirá este jueves la expedición chamiza. Desde la ciudad siberiana a su capital existe una distancia aérea de 3.353 kilómetros. Para llegar a Moscú desde ambas ciudades hay que pasar en un avión casi cinco horas. Eso da una idea de la inmensidad del territorio ruso.

Gran plantel

En el aspecto meramente deportivo, el potencial de quince siberiano es importante. Cuenta en sus filas con una primera línea poderosa gracias a la contratación de dos jugadores neozelandeses y uno georgiano. Además, su apertura, uno de los jugadores claves en este conjunto, es también ‘kiwi’.

Plagado de internacionales rusos, este equipo es una especie de franquicia de la Federación de ese país, sobresale Vasily Artemyev, ala que jugó cuatro temporadas en los Northampton Saints y que coincidió precisamente allí con el exchamizo César Sempere.

Juan Carlos Pérez, técnico del SilverStorm, señala que el estilo de juego del Krasny Yar, aunque destaca por su poderío físico, «es jugar muy abierto, lo que a veces le lleva a cometer errores. Tiene un paquetes de delantero enorme. Los dos segundas, internacionales con Rusia, andan por los dos metros».

Para este encuentro, el técnico chamizo no podrá contar con los dos lesionados en el partido de estreno europeo frente al Dendermonde belga: Gerardo de la Llana y Raphael Blanco. El canterano sufre un problema en un dedo que le va a impedir jugar. En el caso del francés, este padece un esguince de tobillo de grado dos. Al menos, el entrenador vallisoletano recupera para su tres cuartos a Johny Carter y Alberto Díaz.

«Nuestro objetivo es competir y plantar cara a equipos de este nivel», asegura Juan Carlos Pérez.

La expedición albinegra se desplaza hoy a Madrid. Desde Barajas volará de noche hacia Moscú, donde llegará de madrugada. El viernes entrenará y el sábado, al mediodía, será el momento de la verdad a 3.400 kilómetros de Pepe Rojo.