Atletismo

Bueno y Pacho se imponen en el Medio Maratón de Campaspero

Una imagen de la prueba. / A. Ojosnegros

Los 110 inscritos tuvieron que superar el hándicap del fuerte calor presente en la XXXVII edición de la prueba

AGAPITOS OJOSNEGROSCampaspero

Sí, hizo calor. Tampoco se esperaba otra cosa. Desde el arranque mismo de la prueba tocó sudar para culminar una nueva edición de la media maratón más veterana de Castilla y León, la de Campaspero, la de Santo Domingo de Guzmán. Ayer se celebró la trigésimo séptima edición, la cual cayó en manos de un veterano de esta cita, Roberto Bueno Losada, y de una novel en la localidad churra, Loreto Pacho Pastrana.

Roberto, de la localidad salmantina de de Macotera, hizo un tiempo de 01:14:03, algo lejos del récord que ostenta él mismo (01:08:58) desde el 2015, cuando consiguió su primer triunfo campasperano. Tras cruzar la meta declaró que el de ayer no era un día para “para hacer alarde de mejorar marca, era día de buscar puesto y al final contento” por la victoria. Así que su planteamiento a la hora de competir, con mucho calor del duro por delante, fue pegarse «en la primera vuelta a un atleta que iba a hacer la carrera de los 9 kilómetros para coger el ritmo, y luego he abierto un hueco con el segundo y el resto ha sido conservar». El salmantino se mostró «muy contento» por el triunfo, señalando que ◄4es una media maratón muy dura siempre por la climatología, pero es una maravilla ganar. Valoro mucho ganar en Campaspero. Es una carrera muy dura y por segunda vez es todo un lujo», sentenció.

Loreto, leonesa del Racing Valladolid, que terminó su participación con un crono de 01:31:15, también apostó por conservar, «salir lenta y dosificar, porque venía con una sobrecarga en una pierna y hacía mucho calor, y así poder terminar» y conseguir su primera victoria en la media maratón más longeva de la región, relató tras competir. Esta victoria llega después de tan solo un año compitiendo como atleta, pues Loreto ha dedicado gran parte de su vida a la gimnasia rítmica, hasta los 21 años, cuando cansada por las lesiones y la presión dejó ese deporte. Ahora, con 26 años, el cuerpo la pide otra vez competir, en pruebas duras, como la de ayer, pero a pesar de la dureza reconoció tras su paso por meta que «me gusta y disfruto. Disfrutar siempre».

En hombres, segundo y tercero fueron los vallisoletanos Rubén Dorado Rodríguez (Club Parque Sport) y David Franco Antolín (Kitroc Runner). Rubén hizo una marca de 01:16:27, mientras que su paisano hizo una de 01:18:21. En féminas dos vallisoletanas más: segunda fue la tudelana María Noriega del Olmo (Club Santinos), y la tordesillana Mónica Martín de Mingo. Una hora, 37 minutos y 36 segundos para la de Tudela, y una hora 41 minutos y 16 segundos para la de Tordesillas.

A las nueve de la mañana los 110 inscritos en esta carrera -junto a los 70 de una competición más corta, de 9 kilómetros- salían de la Plaza Mayor de la localidad para dar dos vueltas a la parte del circuito más urbana, para a continuación realizar tres giros por la zona de las canteras de piedra caliza, alejándose de la localidad por la carretera de Olombrada y volviendo por la de Escarabajosa de Cuéllar, por la zona sur del municipio.

La mañana deportiva se prolongó hasta la una del mediodía con la celebración de distintas carreras infantiles distribuidas en categorías, en las cuales participaron un gran número de niños. La organización cifra las inscripciones totales, entre adultos y niños, en las 300. Los chavales corrieron distancias adaptadas a sus edades.

Fotos

Vídeos