Darya Klishina fue la única atleta rusa que pudo competir en los Juegos de Río.
Darya Klishina fue la única atleta rusa que pudo competir en los Juegos de Río. / Phil Noble (Reuters)

dopaje

Doscientos atletas rusos estarán bajo lupa si tratan de competir

  • La IAFF remite a la Federación Rusa los nuevos criterios para permitir la participación de deportistas de esa nacionalidad como neutrales

La Federación Internacional de Atletismo (IAAF) ha revelado este martes que ha recibido por parte de investigadores mundiales antidopaje un listado con 200 nombres de atletas rusos a los que deberá vigilar si tratan de competir esta temporada.

Los nombres de estos atletas aparecen en el informe realizado por el abogado canadiense Richard McLaren, en el que denunció un sistema de dopaje en Rusia "patrocinado por el Estado". Como consecuencia de estas denuncias, la IAAF suspendió de toda competición internacional a los atletas rusos, impidiéndoles participar en los Juegos de Río.

La IAAF ha informado a la Federación Rusa de nuevos criterios para permitir la participación de atletas de esta nacionalidad como neutrales, su única posibilidad de participar en el Campeonato del Mundo que se celebrará en Londres en agosto. "Uno de los criterios requeridos es que los atletas deberán demostrar no estar implicados de ninguna manera (a sabiendas o sin tener conocimiento de ello) por el fracaso de su federación nacional de aplicar sistemas adecuados de protección y promoción de los atletas limpios", ha declarado el organismo en un comunicado.

Requisitos

"El equipo de investigación (del informe) McLaren ha enviado a la IAAF unos 200 nombres de atletas rusos y se evaluará según las pruebas y datos del informe McLaren a los atletas que demanden competir con un estatuto neutral bajo nuestras directrices", agrega el texto. Otro criterio de exclusión será que el atleta en cuestión "no haya trabajado con ningún entrenador, médico u otra persona de apoyo que haya estado implicada en la violación de las reglas antidopaje". También se inspeccionará el número de controles a los que se ha sometido cada atleta y en qué condiciones lo hizo.

El informe McLaren denuncia que alrededor de un millar de deportistas rusos estuvieron implicado en el sistema estatal de dopaje, aunque Moscú siempre ha negado la existencia de un dopaje generalizado en el país auspiciado por el poder político.