El triple reto de Morata

Álvaro Morata, en un entrenamiento con la selección.
Álvaro Morata, en un entrenamiento con la selección. / Efe
  • Regresa a Turín, donde se convirtió en estrella, y será suplente, aunque espera medirse a sus ‘amigos’, ante los que fracasó en París

  • «No voy a engañarme; Diego ha jugado más y marcado más goles que yo; que se pegue con la defensa y luego salgo yo», bromea

Relojes con estilo para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡¡Todos a 49€!!

Hasta 70%

Moda urbana para hombre

Hasta 80%

Moda clásica para hombre, mujer e infantil

Hasta 90%

Chaquetas y abrigos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

¡Todas las botas a 21.00€! ¡No te lo pierdas!

Hasta 70%

Calzado de original diseño para mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Muebles con estilo para tu hogar

Hasta 70%

Renueva tu comedor con muebles de diseño

Hasta 70%

Calidad y diseño en ropa de hogar

Hasta 70%

Moda casual para hombre y niño

Hasta 70%

Diseño y calidad al mejor precio

Hasta 80%

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Decora las ventanas de tu hogar con originales estores

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

Textil hogar de diseño y calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Marcas deportivas en relojes de pulsera

Hasta 70%

Moda clásica para hombre y mujer

Hasta 80%

Chaquetas de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calidad y diseño en tu hogar

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda y complementos para hombre

Hasta 70%

Turín es una ciudad extraña si hablamos de fútbol. La mayoría de los residentes en la ciudad son hinchas del Torino y no de la Juventus, el club más popular de Italia. En ese equipo, como 'bianconero', triunfó durante dos años Álvaro Morata. Regresa por primera vez al Juventus Stadium desde que el Real Madrid ejecutó su opción de compra, en un Italia-España muy especial para él. «Me quedo marcado por este club, por su historia y por todos vosotros (los aficionados). Vaya donde vaya me sentiré siempre un juventino, y podré decir con orgullo y con voz alta que vestí la camiseta del Juventus. Gracias al entrenador por la confianza y por convertirme en un jugador mejor. Gracias también a los capitanes por cuidarme con atención, y a todos los compañeros por los increíbles días pasados juntos», señaló el día de su adiós tras dos Scudettos, dos Copas y una Supercopa italiana y una final de Champions perdida en Berlín ante el Barça.

El ahora madridista reconoce que sentirá algo especial por jugar en el campo de su antiguo equipo. «Me han pedido 200 entradas», reconocía el martes en Las Rozas, haciendo bueno su pronóstico de hace un mes: «Creo que voy a necesitar una tribuna entera del estadio para colocar allí a todos los amigos y familia que quieren ir. Me hace una especial ilusión». Morata no oculta que «hay ganas de revancha porque nos sacaron de la Eurocopa». Nada más acabar el duelo de León le cambió la cara al mirar el móvil. «Me he llevado una alegría tremenda cuando he llegado al vestuario y he visto que estaba sancionado Chiellini (ríe). Giorgio me ha venido amenazando desde que salí de la Juve con este partido (el de este jueves). Sabe que le quiero mucho, que le tengo mucho cariño, que me ha dado muchos consejos y me ha ayudado en todo, pero mis tobillos lo agradecerán», explicó Morata, que sucumbió en el duelo particular que tuvieron ambos en los octavos de final de la Eurocopa de Francia el pasado verano.

El central de la Juventus fue capaz de cumplir su misión de aplacar a su amigo, que era el foco de todas las miradas desde que saltó al campo y no por el corte de pelo que le hizo Ramos, y anotó con la rodilla el gol clave de un partido que devolvió a España a tiempos pasados, a aquellos en los que su afición lloraba cuando llegaba una eliminatoria ante un rival de entidad. Buffon, el asesor de Morata en sus peores momentos, por fin pudo disfrutar de ganar a España. Bonucci, después elegido 'Man of the Match' por la UEFA, también le mantuvo a raya, igual que Barzagli, que le acusó incluso de hacer un piscinazo. Tras el descanso cayó más a la izquierda al entrar en el campo Aduriz y luego Del Bosque le quitó para jugársela con la chispa de Lucas Vázquez. «Son de los mejores defensas del mundo. Los centrales lo hacen muy bien, se conocen mucho. Y si están los tres es casi imposible entrar», explicaba.

Pese al mal recuerdo reciente es optimista y cree que 'La Roja' llega ahora mejor preparada. «Lopetegui es más táctico que Del Bosque. Jacemos mucha más táctica y hay algo más de intensidad, pero ese incremento de intensidad se da siempre que hay un cambio de entrenador», dice sobre un técnico que también le regala piropos. «Su fichaje por la Juventus fue un acierto, definitivamente. Fue capaz de jugar con continuidad en un equipo tan exigente como la Juve y eso jugó un papel decisivo en su proceso de crecimiento. Fue un movimiento fantástico que fue bueno para todos: para él, para la Juve, para el Madrid y para la selección. Es el ejemplo para otros de que a veces es necesario dar un paso a un lado, no hacia atrás, para tener nuevas opciones».

Lopetegui desveló este miércoles quién será su ariete titular en el Juventus Stadium: Diego Costa. Incluso el propio Morata entiende que el seleccionador apueste por Diego Costa como titular ante Italia. «No voy a engañarme, Diego ha jugado más y marcado más goles que yo. Que se pegue con la defensa y luego salgo yo», bromea. recordando que marcó dos goles tras suplir al jugador del Chelsea.

También tiene claro que Italia es «un equipo tácticamente muy trabajado y si queremos ganarles tendremos que hacer un partido perfecto». A juicio del madridista, «estos dos partidos (ante Italia y Albania) son quizá los más complicados que vamos a tener fuera de casa». «Debemos ganar sí o sí», explica Morata, que ve «motivos para creer en esta selección, aunque ya no seamos los mejores del mundo» en la actualidad. «Sabemos que es complicado igualar lo hecho en los últimos años, pero hay mimbres para volver a estar en la cima», vaticina.