El Norte de Castilla

MUNDIAL RUSIA 2018

Piqué: «Cuando estoy más calladito se realza más mi rendimiento»

Gerard Piqué, en el Juventus Stadium.
Gerard Piqué, en el Juventus Stadium. / EFE
  • El central recuerda que «la historia de Italia es muy grande y pesa» y que «aunque se les tilda de defensivos cada vez juegan mucho mejor al fútbol"

Gerard Piqué compareció este miércoles en la sala de prensa del Juventus Stadium y lo hizo por primera vez con la selección desde que lo hiciese tras el partido frente a Italia en París. Entonces, quizá por la reciente eliminación, se mostró algo más negativo que en Turín respecto al futuro de ‘La Roja’. «Normalmente España para ganar necesita ser mucho mejor que el rival. El estilo en el que creíamos ya no es tan efectivo y es algo que debemos reflexionar. Si de algo sirve la eliminación es para ponernos en nuestro sitio», dijo entonces el azulgrana, uno de los mejores en aquel encuentro.

Ahora el central catalán, tras un verano en el que no paró de trabajar para cuidarse pensando sobre todo en su maltrecho pubis, es más optimista ante de medirse a la ‘Azzurra’ y sumar 84 internacionalidades. Está siendo el líder del Barcelona, por rendimiento y espíritu, y además ha marcado incluso goles. «Estoy en un buen momento. Creo que llevo dos o tres años en un buen nivel, pero cuando estoy más calladito se realza más mi rendimiento», dijo Piqué, eligiendo muy bien las palabras a utilizar.

Con Lopetegui a su lado, optó por no analizar mucho las diferencia entre los dos grupos. «No voy a comparar entre lo que era ahora y lo de antes. Se trabajan otras cosas ahora que no se trabajaban con Vicente (Del Bosque), pero la época que tuvimos fue irrepetible, única en la historia. Empezamos con muy buen pie en esta nueva etapa, ante Bélgica, que es un equipo muy difícil en su casa, una de las mejores selecciones del mundo. Luego ganamos bien a Liechtenstein y sería un pasito más ganar en Italia. Sería reforzar la idea que tenemos con este entrenador», afirmó.

Ahora le toca volver a medirse a Graziano Pellé y Eder, que tantos problemas generaron a España en los octavos de final de la pasada Eurocopa. Ellos eran los estiletes de un equipo que jugaba con un 3-5-2 claro, ante los que sufrió más la selección en el pasado. «No creo que haya influido mucho la defensa de cinco. Es verdad que en función de cómo juegue el rival se estudia más lo que ellos hacen. Los esquemas son números. Hay otras cosas que influyen para ganar o perder», dijo el central al ser cuestionado por los problemas vividos ante Holanda, Chile o la propia Italia, que jugaban con 3-5-2.

Piqué recordó el gol de Florenzi, que podría ser titular, y apuntó que «fue un gran gol que no va a repetir en su carrera». «Al ser un gol en Champions contra el Barcelona tuvo una repercusión espectacular», reconoció. También recordó que Italia es de máximo nivel y negó que sea un equipo defensivo. «La historia de una selección y de un club pesa y sabemos Italia cómo es, siempre llegando lejos. Siempre se les ha catalogado de defensivos, pero ahora está viviendo uno de los momentos más goleadores e intentan jugar, generan ocasiones y marcan goles», finalizó.