El Norte de Castilla

REGIONAL DE AFICIONADOS GRUPO B

El Salmantino gana por KO

Instante en el que Nacho Sánchez marca uno de llos goles.
Instante en el que Nacho Sánchez marca uno de llos goles. / MANUEL LAYA
  • Los de Salamanca fueron tremendamente superiores al Benavante al que vapulearon y siguen líderes de grupo

El Salmantino venció al Benavente. O mejor dicho lo pasó por encima. Porque a pesar de la goleada (6-0), si los locales meten cuatro o cinco dianas más, nadie se habría llevado las manos a la cabeza. Los de María se saben superiores. Gozaron de más de una decena de ocasiones cantadas para marcar. Al final, fueron solo seis. Con los tres puntos, son líderes en solitario.

El primer objetivo del partido era no darle vida al Benavente. El conjunto zamorano venía con la esperanza de sacar algo positivo. Pero pasó lo que sucedería si metes a un peso pluma contra un peso pesado. El Salmantino no jugó contra, sino con el rival. Llegaba cuándo y cómo quería. Los visitantes se convirtieron casi en un sparring.

Sólo faltó efectividad. Nacho Sánchez y Coque tuvieron las primeras. El delantero sabía que podía ser su día. De hecho, firmó un triplete. Precisamente, el ariete hizo el primero. Miguel Ángel fue su asistente. Lo más complicado ya estaba hecho. Ahora sólo tocaba sentarse y esperar.

Sí, porque el Salmantino cada vez domina más en el Helmántico. Las dimensiones del terreno de juego se convierten en un arma más. El equipo tiene asimilados ya varios conceptos. Hay que ocupar el campo. Pero no corriendo, sino estando en el lugar adecuado. Y sobre todo, hacer que el rival juegue donde quieren los locales.

En este sentido, el Benavente tenía las líneas muy juntas, pero estaba partido. Entre delantero y defensa existían pocos metros. Pero entre zaga y portero una barbaridad. Así los blanquinegros sólo tenían que tocar. Lograr que la debilidad se generase bien por la izquierda, bien por la derecha y si se terciaba, por el centro también. Con extremos rápidos y centrocampistas avezados como Jorge García, pintaba tragedia para el Benavente.

Muchas ocasiones

Las ocasiones iban llegando. Nacho de falta. Palomi un mano a mano. Varios tiros desde fuera. El Benavente atrás fue oficioso hasta que le dieron las piernas. Pero arriba nada de nada. Cuesta recordar ya no una ocasión, que no la hubo. Sino que traspasara el medio del campo con el balón controlado.

Pero los goles no terminaban de llegar. No al menos hasta que Nacho Sánchez dijo lo contrario. Antes del descanso, el Salmantino ganaba tres cero. Pero pudieron ser muchísimos más. En la segunda parte, no hubo partido. Las dos veces que llegó el Benavente lo hizo en fuera de juego. Mientras, los charros aprovecharon que el rival ya estaba con la reserva.

Ahora ya sí, los goles eran de todos los colores. Maza, que entró desde el banquillo, marcó otros dos. Los dos de un trallazo imparable en el segundo palo. Marcial, también suplente, hizo el sexto empujando la bola. El Salmantino ganó con claridad. Si la línea del equipo se mantiene, ganarle en el Helmántico va a ser una empresa casi imposible en Regional. De momento, ya son líderes en solitario.