Fútbol

Otro punto más para la Segoviana

Pablo, guardameta gimnástico, durante un partido frente al Real Madrid Castilla./J. M.
Pablo, guardameta gimnástico, durante un partido frente al Real Madrid Castilla. / J. M.

El conjunto de Abraham García empata sin goles frente al Real Madrid Castilla

QUIQUE YUSTEMadrid

La Gimnástica Segoviana continúa sumando. Aunque sigue sin hacerlo de tres en tres. Los azulgrana sumaron su quinto punto en los tres últimos encuentros en el estadio Alfredo Di Stéfano frente a un Real Madrid Castilla que demostró en su campo los motivos por los que no está cumpliendo con la expectativas generadas en el filial merengue. El equipo dirigido por Abraham García sufrió en la primera parte pero fue claramente superior en la segunda, y solo su falta de presencia ofensiva en los metros finales del campo evitó que se llevase la victoria de la Ciudad Deportiva de Valdebebas.

0 Real Madrid Castilla

Belman; Tejero, Mario Hernando, Javi Sánchez, Reguilón (Fidalgo min. 76); Seoane, Óscar; Franchu (Mancebo min. 60), Cristo (Dani Gómez min. 66), Quezada; Campuzano.

0 Gimnástica Segoviana

Pablo; Borja Plaza, Javi Marcos, Anel, Rubén; Manu (Kike min. 81); Asier, Alberto Leira (Quino min. 73), Fernán (Domingo min. 64), Dani Calleja; Ayrton.

La carta de presentación de la Gimnástica Segoviana en el partido fue buena. Ante el presumible arreón de los merengues, los de Abraham García demostraron atrevimiento y verticalidad, tratando de dificultar la salida de balón de los locales. No sufría en defensa el equipo gimnástico, pendiente de cortar líneas de pase para salir rápido al contragolpe. En el minuto 3, los visitantes dieron el primer aviso de la noche con una internada de Asier por banda derecha, quien puso un buen balón a la frontal del área donde Calleja, de primeras, remató alto.

Pero pronto los de Santiago Solari encontraron la fórmula para hacer daño a la Gimnástica Segoviana: verticalidad y rapidez en sus transiciones para buscar las cosquillas a la defensa azulgrana. Quezada encontró espacio a la espalda de Borja Plaza, encaró a Pablo y disparo cruzado, saliendo el balón rozando el palo izquierdo de la portería defendida por el navero. A raíz de su primer acercamiento los blancos se hicieron con el dominio del choque. Con Franchu muy activo por banda derecha, los merengues metieron en su campo a los azulgrana, llegando con peligro a las inmediaciones del área rival. El extremo derecho de los locales, convocado por Zidane en una ocasión durante esta temporada, dispuso de una las ocasiones más claras del primer periodo, pero su internada en el área fue repelida por Pablo, muy seguro durante todo el encuentro en la portería visitante.

Apretaba el conjunto dirigido por Santiago Solari a una Segoviana que apenas disponía de la posesión del esférico y que tampoco se encontraba cómoda sin el balón en su poder. Óscar, con un preciso disparo desde la frontal del área, rozó el primer tanto de la noche pero su lanzamiento se marchó fuera tras golpear el poste. Fue la más clara y de las últimas aproximaciones del Castilla que terminó con finalización, ya que aunque su dominio continuó durante el resto del primer periodo, les faltó calma y precisión en los últimos metros para volver a meter en apuros a Pablo. Por su parte, la Segoviana reaccionó en defensa, juntando sus líneas para evitar que los merengues se asociasen con facilidad, pero su presencia ofensiva fue prácticamente inexistente. Tan solo varias carreras al espacio de Asier Arranz y una falta botada desde la izquierda por Dani Calleja a las manos de Belman fueran dignas de mención en el bando visitante.

En la segunda parte la Segoviana trató de volver a sus señas de identidad. Creció con el balón en su poder y dominó a un Real Madrid Castilla que apenas cruzó el medio campo durante buena parte del segundo periodo. No obstante, Fernán estaba más apagado de lo habitual y Dani Calleja, más inspirado, entraba poco en contacto con el balón. El de Oscar tuvo la primera aproximación de los azulgrana tras dejar sentado en el césped a Tejero, pero su disparo con la derecha se estrelló contra un defensor cuando buscaba la portería merengue.

Apenas había juego en el centro del campo, por lo que las transiciones de una portería a otra fueron frecuentes aunque siempre imprecisas. Alberto Leira aumentó su participación en el juego y junto a Manu, dotó de equilibrio a una Gimnástica Segoviana que pasada la hora de partido cambió de plan. Abraham García retiró del campo a Fernán y dio entrada a Domingo, sacrificando calidad en busca de mayor poderío aéreo para tratar de sorprender en segundas jugadas. Estuvo a punto de salirle la jugada al técnico madrileño, ya que al poco de ingresar al terreno de juego, Domingo peinó un balón en campo contrario dejando a Ayrton solo frente a Belman. Intentó batir el berciano al arquero merengue con un disparo raso y cruzado, pero el meta local le ganó le partida y evitó el primer gol liguero del ariete de la Gimnástica Segoviana. Con la ocasión fallada todavía en el recuerdo de los visitantes, el Real Madrid Castilla intentó estirarse pero sin mucho peligro, salvo un remate de Fidalgo al segundo palo que desvió bien a saque de esquina Pablo en una larga jugada del filial madridista.

El partido entró en el tramo final sin que ningún equipo manejase los ritmos del encuentro. El Castilla trató de sacar tajada de la situación, más aún cuando la Gimnástica (que ya había notado la salida del campo de Alberto Leira), se quedó sin Manu por lesión. Con Asier Arranz jugando como medio centro defensivo (apoyado por Domingo), la Segoviana supo sufrir en los últimos minutos (con un Javi Marcos de nuevo imperial) amagando incluso con varias contras y con un disparo lejano de Ayrton que se marchó alto.

Fotos

Vídeos