FC Barcelona

Piqué advierte: «Lo que ha ocurrido tendrá consecuencias»

El defensa catalán no renuncia a la selección, aunque asegura: «Si molesto daré un paso al lado para abandonar antes de 2018»

AMADOR GÓMEZ

Horas después de votar y de jugar el partido a puerta cerrada en el Camp Nou, Gerard Piqué, que no quería disputar el encuentro contra Las Palmas, arremetió contra el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y contra la actuación de la Policía Nacional y de la Guardia Civil, y se mostró «orgulloso» del comportamiento del pueblo catalán. «No ha habido ningún acto de agresión por parte de la gente y ha tenido que venir la Policía Nacional y la Guardia Civil para actuar así. No me lo creía. Pensaba que intentarían frenar la votación y hacerlo de forma pacífica, pero no ha sido así. Al menos lo ha visto todo el mundo y esta decisión es una de las peores de este país en los últimos 40 o 50 años, ha hecho separar más a Cataluña y España, y tendrá consecuencias», advirtió el defensa internacional del Barça.

Todo sobre el Barça-Las Palmas

«El presidente del Gobierno tiene el nivel que tiene y va por el mundo que no sabe ni hablar inglés», lamentó Piqué. «Ha sido mi peor experiencia como profesional. Un día muy duro. Las imágenes de los actos de la Guardia Civil y de la Policía Nacional hablan por sí solas. La gente lleva aquí siete años manifestándose sin violencia, los actos de hoy los ha visto todo el mundo y habrá consecuencias», insistió el central catalán del Barcelona.

Durante su discurso político Piqué defendió una vez más el derecho a votar y confirmó que no renuncia a la selección, aunque sí anunció que en el caso de que el seleccionador, Julen Lopetegui, o la Federación Española de Fútbol (FEF), consideren que puede resultar incómodo y ser un perjuicio para el equipo nacional, abandonará antes del Mundial de Rusia 2018, que es la fecha prevista por él mismo para su retirada internacional. «Yo puedo seguir yendo a la selección porque hay muchísima gente que está en contra de lo que ha ocurrido y cree en la democracia. Si no, no iría, pero si el míster (Julen Lopetegui) o si alguien de la Federación creen que soy un problema o molesto no tengo ningún problema en dar un paso al lado y dejar la selección antes de 2018», aseguró el central catalán, para quien «ir a la selección no es una cuestión patriótica». «Hay que ir a la selección y rendir al máximo, que es como yo lo entiendo. Ha habido muchos jugadores que se han nacionalizado y no lo sentían igual. Esto no es una carrera de patriotismo. Es jugar lo mejor posible para intentar ganar y así es como lo entiendo yo», insistió.

«No somos los malos»

«Mando el mensaje de que cuando se vota, se puede votar que sí, que no y en blanco. En este país con el franquismo la gente no podía votar y debemos defender este derecho con todas las de la ley. Soy y me siento catalán y hoy más que nunca que siento orgulloso de la gente de Cataluña, que se ha comportado en los últimos siete años...», comentó, antes de emocionarse y casi romper a llorar. Piqué también se quejó de que el Gobierno central haya ninguneado a quienes han reclamado un referéndum para la independencia de Cataluña. «Estamos en un país con un presidente y un partido que utiliza todos sus medios afines para mentir, porque durante estos años decían que eran una pequeña minoría y no ha sido así, sino millones de personas, pero se lo han hecho creer a mucha gente de España. Los catalanes no somos los malos; queremos simplemente votar», insistió. «Yo estoy muy orgulloso de Cataluña y toda su gente. Hemos demostrado que toda esta gente se merece todo y más. Lo pacíficos que han sido. A pesar de la violencia, no han respondido. Que lo sigan haciendo igual siempre. Por mucho que quieran que entren al trapo que se manifiesten y canten bien alto», reclamó.

El futbolista azulgrana reconoció que hubo un debate en el vestuario del Barça para decidir si se jugaba o no el partido contra Las Palmas y él tuvo que asumir la decisión de disputar el encuentro con las gradas vacías. «Argumentos para jugar había muchos, tanto a favor como en contra. Al final nos jugábamos los puntos, la Liga, y la plantilla quería jugar y hemos decidido jugar. El club ha tomado la decisión personalmente. Mi opinión importa poco. He pretendido expresar mi opinión en el vestuario. La junta ha expresado la suya. Somos un club y debemos ir todos a una. No creo que los de ‘Mes que un club’ caiga por esta decisión, pero entiendo perfectamente que haya gente que opine que el club no debía jugar», respondió cuando se le preguntó por el lema del Barça.

Fotos

Vídeos