El Norte de Castilla

valencia cf

Mil valencianistas piden la marcha de Lim

Aspecto de la concentración
Aspecto de la concentración / LP
  • Los seguidores del Valencia se ha concentrado a las puertas de Mestalla antes del partido de Copa, en el que el Celta arrolló, y después de la derrota (1-4).

Un millar de aficionados del Valencia se ha concentrado a las puertas del estadio de Mestalla antes del encuentro de Copa de su equipo contra el Celta de Vigo (1-4) para exigir la marcha la marcha del inversor asiático Peter Lim, máximo accionista del club valenciano desde hace algo más de dos años. Durante la manifestación, encabezada por una pancarta en la que podía leerse «Lim, go home», los seguidores han coreado «Lim, vete ya». La protesta fue convocada a las 18:00 horas, y el motivo no es otro que la delicada situación que vive el club blanquinegro. Los aficionados se concentraron durante cerca de una hora y aunque al principio eran poco más de doscientos, poco a poco la concentración creció hasta superar los quinientos.

Después del partido volvió a suceder y hubo muchos otros seguidores permanecieron junto ellos y a su lado para presenciar la que fue la primera gran protesta contra Lim desde que compró la entidad. «Peter, canalla, fuera de Mestalla» y «Peter vete ya» fueron los cánticos más repetidos. La pancarta con el lema ‘Lim go home’ presidió la concentración que tuvo lugar frente a la entrada al palco del estadio valencianista y fue controlada por un amplio despliegue policial.

Jaume, durante el partido.

Jaume, durante el partido. / EFE

Puntualmente también pidieron la dimisión de Jesús García Pitarch, director deportivo del club, y se mostró una pancarta con el lema ‘Suso, cómplice, dimite’. El núcleo de los concentrados, convocados por la Curva Nord, realizó otros cánticos pidiendo una solución para el conflicto que existe entre esta peña y los dirigentes del club después de que este verano se prohibiera la asistencia a la Grada de Animación a los mayores de 30 años y pese al reciente anuncio de la entidad de que estudiará ahora una a una la petición de esos seguidores para volver a esa grada.

Los seguidores también portaron una pancarta en la que pidieron la marcha de Julián Suescun, responsable de seguridad de la entidad, al que acusan de estar detrás de esa decisión del club.

"Ha sido un desastre"

Los integrantes de la Curva Nord habían dejado de animar al equipo dentro del estadio, salvo en los descansos de los partidos, pero anunciaron que dada la complicada situación del equipo volverán a animar a su equipo. En el partido los ánimos subieron de tono, especialmente cuando el Celta se colocó 0-3 antes de la primera media hora.

Al descanso hubo una tremenda pitada y lo mismo a la finalización del duelo, que terminó con 1-4. "No sé que decirte, ha sido un desastre y en el minuto 20 íbamos 0-3. No podemos resignarnos con esta situación, el lunes tenemos una final, esa es la realidad. Tenemos que ir a muerte, vamos a matarnos por este escudo. Hay que mentalizarse, hacerse fuertes y salir de ahi. A seguir peleando", explicó Jaume Domenech, que terminó como capitán.