TERCERA DIVISIÓN

Las bajas amenazan al Salmantino de Calderé en su complicado partido en casa de la Arandina

Calderé, ayer en rueda de prensa. /WORD
Calderé, ayer en rueda de prensa. / WORD

Juanan es baja casi segura, igual que Miguel Ángel, mientras que hay dudas sobre Martín Galván y Caramelo está sancionado

Isidro L. Serrano
ISIDRO L. SERRANOSALAMANCA

Ramón María Calderé, entrador del CF Salmantino , no ocultó ayer su satisfacción tras la victoria del pasado domingo ante Unionistas, pero reconoció que ese importante triunfo había pasado cierta factura al equipo. «La adversidad viene en forma de bajas. Juanan es baja casi segura, Miguel Ángel también es seria duda, y Martín Galván, que recibió una dura entrada en el tobillo tampoco está muy bien.Además hay que contar con que Caramelo tiene que cumplir un partido de sanción».

Calderé se mostró satisfecho de la imagen que habían dado, sobre todo en el primer tiempo. «Hemos trabajado toda esta semana con una satisfacción muy grande después de un trabajo importante ante Unionistas. Esta victoria dio credibilidad a lo que están haciendo los chicos. Además, en nuestro campo, que era donde no se estaban dando los resultados que esperábamos».

Calderé afirmó que estaba bastante contento porque el equipo estaba creciendo, sobre todo en orden táctico e intensidad, «se vio en la primera parte del partido del pasado domingo».

El entrenador catalán recordó que en la semana previa al partido con el Cristo Atlético «también se trabajo muy bien y luego no salió nada.Aquel fracaso nos sirvió para espabilar y dimos un golpe en la mesa porque no podíamos seguir así en casa, y parece que ha surtido efecto».

Respecto a la Arandina, a la que se enfrentará el domingo a partir de las cinco de la tarde en El Montecillo, Calderé aseguró que se trataba de un partido muy complicado ante un rival difícil que técnicamente es muy bueno y que seguro que en su casa nos pondrá las cosas complicadas.

El entrenador también se refirió ayer a la posibilidad de que la baja de Martín Galván pueda hacer que tengan que jugar arriba Iker Zárate y Murci, «podría ser, Murci ya lleva aquí una semana más y ha cogido ritmo y no sería descabellado que jugasen juntos en función de las bajas que tenemos».

Respecto a la polémica con Astu en el partido del pasado domingo reconoció haberse equivocado y agradeció que el entrenador de Unionistas aceptase sus disculpas, aunque señaló que quizás él no hubiese desvelado el contenido del incidente «porque es como un código. Esas cosas se quedan en el terreno de juego.Pero bueno es algo que ya pasó», aseguró.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos