El Naturpellet Segovia femenino conocerá su futuro la próxima semana

Jugadoras del Naturpellet Segovia tratan de evitar un gol durante un partido frente al Unami. / Antonio Tanarro
FÚTBOL SALA

El club blanquirrojo mantiene negociaciones con dos empresas para patrocinar al equipo

Q. Y.Segovia

Intensas jornadas las que afrontará esta semana el Naturpellet Segovia, tanto en relación con la confección de la plantilla del equipo masculino como en la continuidad del conjunto femenino en Segunda División. En este segundo apartado, durante las últimas semanas no ha habido grandes novedades y el futuro del equipo en Segunda División sigue estando en el aire. El club mantiene su idea de no tirar la casa por la ventana con los gastos de cara a la próxima temporada, en la que la solvencia económica del equipo masculino en Primera División es el objetivo fundamental. Por ese motivo, los 20.000 euros que cuesta mantener al conjunto femenino en Segunda serán destinados en su gran mayoría a garantizar la supervivencia de los de Diego Gacimartín. No obstante, el club no renuncia a mantener al equipo femenino, aunque para ello continúa buscando soluciones.

En un primer momento, el club segoviano confió en un aumento de las subvenciones por parte de las instituciones públicas para mantener sin problemas a los dos equipos. Pero tras conocer que dicho incremento será insuficiente, las alarmas se encendieron en el seno del Naturpellet Segovia, viendo como el proyecto del equipo femenino puede haber llegado a su fin tras dos años en los que se han conseguido excelentes resultados deportivos.

Lejos de tirar la toalla, desde el club blanquirrojo empezaron a buscar soluciones, aunque al igual que con el dinero, el tiempo está centrado en el equipo masculino. La entidad segoviana comenzó a buscar posibles patrocinadores interesados en sumarse –y en salvar– el proyecto. Durante los últimos días, la directiva del Naturpellet Segovia ha mantenido negociaciones con dos empresas que en caso de fructificar en las próximas horas, garantizarán la supervivencia del equipo femenino en Segunda División. Para ello, ambas empresas deberán asumir un porcentaje importante de los gastos que supone mantener un equipo en la segunda división del fútbol sala femenino.

En el caso de que finalmente las negociaciones no lleguen a buen puerto, el Naturpellet Segovia contempla otra posible solución, aunque con un carácter más extremo, y que consiste en alcanzar un acuerdo verbal con las instituciones por el que se comprometan a apoyar al equipo femenino. Una medida de riesgo para la estructura blanquirroja, ya que dejaría una partida importante del presupuesto del club a expensas de que ese acuerdo verbal se concrete en algo formal. Sea cual sea la solución, la decisión final sobre el futuro del conjunto femenino y su continuidad en Segunda División se producirá en apenas unos días, ya que el club debe decidir si inscribe o no al equipo en la categoría.

Fotos

Vídeos