El Norte de Castilla

El Naturpellet Segovia compite a medias
/ Buitre intenta superar con un regate al azulgrana Xavi Cols. Antonio de Torre

El Naturpellet Segovia compite a medias

  • FÚTBOL SALA

  • Una mala primera parte condena al conjunto segoviano a la derrota frente al Barcelona B

El Naturperllet Segovia sufrió su segunda derrota de la temporada, la primera en el Pedro Delgado, tras caer por 4-6 frente al Barcelona Lassa B. Los segovianos hicieron una primera parte bastante pobre que les puso el choque muy cuesta arriba, y tras lograr empatar el partido en la segunda mitad, sucumbieron ante el gran acierto al contragolpe del filial azulgrana.

No se había cumplido el primer minuto de encuentro cuando el Barcelona Lassa B aprovechó un libre indirecto en la frontal del área por una cesión para hacer el primer tanto del encuentro gracias a un disparo de Sergio. No fue el comienzo soñado por el Naturpellet Segovia, que reaccionó de manera rápida con una jugada individual de Chus por banda derecha que acabó con Álex Fuentes enviando el balón a la red desde dentro del área. El partido, como era de suponer, tenía un alto ritmo con ambos conjuntos buscando de manera continua la portería rival, basando sus ataques en los primeros minutos en acciones individuales, dejando de lado el juego colectivo. El choque tenía más fallos que aciertos, con el conjunto catalán rozando el 1-2 tras una pérdida de Alvarito en la que Sergio se topó con Alberto. En la jugada inmediatamente posterior, Chus, protagonista de la jugada del empate, marcaba en su propia portería al tratar de cortar un pase al segundo balo.

El partido no tenía pausa. Las transiciones hacia una y otra portería eran constantes tras las numerosas pérdidas de balón de ambos conjuntos, que buscaban una y otra vez ataques verticales en lugar de madurar las posesiones. Un tipo de juego en el que Naturpellet Segovia se ha encontrado cómodo durante las dos últimas temporadas, pero que en la tarde de ayer estuvo dominado por el Barcelona B, que ampliaría su renta en el electrónico con un tanto de Bermusell en el minuto 7 de encuentro.

Con 1-3 en el marcador y tras pedir un tiempo muerto, Gacimartín quiso cortar el ‘toma y daca’ con el que había comenzado el encuentro. Introdujo sobre la pista un cuarteto experimentado, con Borja Blanco, Alvarito, Buitre e Iván Quintín, con el que controlar el ritmo del encuentro en busca de la remontada. Lo logró solo en parte, porque aunque logró reducir el número de aproximaciones de los azulgrana, tampoco llegó con excesivo peligro a la portería de Feixas.

Pasaban los minutos y la comodidad del Barcelona B sobre la cancha del Pedro Delgado cada vez era mayor, al igual que las prisas y la ansiedad de los de Diego Gacimartín. La frustración era patente en los gestos de los jugadores locales, que tampoco encontraron ayuda en el frío ambiente vivido en las gradas a pesar de los innumerables intentos del speaker. Sin más goles y prácticamente sin ocasiones –tan solo un mano a mano de Sergio a falta de veinte segundos que se marchó fuera- se llegó al final de la primera mitad, en la cual lo mejor para el Naturpellet era el resultado.

Los segundos veinte minutos comenzaron con el Barcelona Lassa B dando muestras de que no iba a cambiar un ápice su actitud durante la segunda mitad. Los locales, por su parte, parecían más calmados y concentrados en dominar el juego sin prisas, aunque con poca profundidad durante los primeros instantes. Hasta que Álex Fuentes, con un disparo desde fuera del área, logró reducir distancias en el marcador con la colaboración de un poco acertado Feixas. El tanto del madrileño espoleó a los segovianos, que subieron un punto su presión defensiva, incomodando por primera vez en todo el encuentro al filial azugrana. Edu, tras robar el balón y deshacerse con un gran recorte del defensor, logró el tanto de la igualada con casi quince minutos de partido por jugarse. Pero cuando mejor estaban los locales, Amores remató al segundo palo una falta lateral botada por Bermusell para poner de nuevo a su equipo por delante.

A pesar del gol en contra, el Naturpellet Segovia había conseguido meterse en el encuentro, tanto por juego como por marcador. Apretó de nuevo en busca del empate, y lo rozó con varios lanzamientos exteriores de Chus. Pero las contras de los catalanes rozaban la perfección, y Cols aumentó la renta de los azulgrana en el minuto 32. A falta de cinco para el final, Gacimartín apostó por Alvarito como portero-jugador en busca del empate. En el primer ataque en superioridad, Chus, algo forzado pero a puerta vacía, envió el balón fuera de los tres palos. Fue Borja Blanco, tras un nuevo fallo en la salida de balón de los azulgrana, el que puso el 4-5, dándole emoción a los últimos segundos. Sergio, a puerta vacía, envió el balón por encima del larguero, pero Feixas, desde su propio área, consiguió la sentencia para los azulgrana con el 4-6 definitivo a falta de 27 segundos para el final.