El Aula se cura la Copa goleando a Porriño

Momento del partido./Henar Sastre
Momento del partido. / Henar Sastre

Las pucelanas se impusieron por un contundente 32 a 22 al conjunto gallego, con una María Prieto O'Mullony que dio un recital con 11 goles

REBECA PASALODOS

Había sido una semana muy indigesta para el Aula. Una semana que empezó con la derrota en Gijón que hacía caer a las pucelanas al quinto puesto de la tabla y terminó con el duro golpe en la Copa de la Reina, tras caer con dolor ante Bera Bera. Para añadir pesar a los corazones del equipo de Pajarillos, el título conseguido por Mavi aleja sus aspiraciones europeas que venían siendo la ilusión de la marea azul durante la brillante temporada de las de Peñas. Pero los males en el balonmano se curan a base de goles. Así, las pucelanas volvieron por sus fueros con una más que solvente victoria ante Porriño y despejaron las dudas que parecían adelantar un fin de temporada a menos revoluciones.

32 AULA ALIMENTOS DE VALLADOLID

Lulu (16 paradas), Nekane (3), Eli Cesáreo, O'mullony (11, 3 p), Teresa (1), Elena (3), Viloria, -siete inicial - Cifuentes (7), Calderón (1), Valeska (1), Cossio (1), María, Mónica (1), Mada (2 p), Rafaela Bergara (1)

22 GODOY MACEIRA PORRIÑO

Ayelén (8 paradas), Cacheda (4), Dapena (2), G. Martínez, Samartín (3), N. Martínez (4), S. López (2), Liranzo, Dos Santos (2), Morell, Rodríguez, Alonso (1), Campo (3), ,Satnomé (1) y Otero (2 paradas)

PARCIALES
3-3 / 5-4 / 8-5/ 10-6 / 15-8 / 17-11 / 20-14 / 22 - 16 / 26-18 / 27-19 / 29-20 / 32-22
ÁRBITROS
Fernando Fernández Pérez y José Manuel Iniesta Castillo. Exlcluyeron a Nekane (min. 7), O'Mullony (min. 13), Cifuentes (min 28 y 31) del Aula, y a Sanmartín (min. 17) y N. Martínez (min. 50) del Porriño.
INCIDENCIAS
22ª Jornada de la liga Guerreras Iberdrola disputada en el polideportivo Huerta del Rey ante 600 espectadores. Antes del inicio del encuentro se realizó un homenaje a las cadetes del Aula Cultural en reconocimiento a papel en la reciente Mini Copa de la Reina en la que quedaron subcampeonas. Ambos conjuntos lucieron un lazo morado reivindicando el fin de la violencia de género.

Los primeros compases del encuentro no revelaban superioridad por parte de ninguno de los dos conjuntos. Más bien se entreveía el desgaste de una Copa que duró 60 minutos más para las gallegas, por aquello de que llegaron a semifinales. Tanto Aula como Porriño entraron frías en el partido. A las de casa les costó los cinco primeros minutos poner en marcha su juego rápido y las visitantes perdían balones fáciles denotando falta de tensión.

Pero el Aula empezó a enebrar su juego gracias, en parte, a la confianza que les dieron los tres primeros goles de la recién renovada O'mullony desde 7 metros y otro desde 9 metros de esos que dejan clavada a la portera.

En el minuto 11, Abel Estévez pide tiempo muerto para intentar meter en el partido a sus pupilas que se veían incapaces de frenar a la zamorana que en los 10 primeros minutos ya sumaba 5 goles y a una Cris Cifuentes que se tomó muy en serio la consigna de poner intensidad tanto en defensa —acabó con dos exclusiones— como en ataque —anotó 7 goles. No encontraban, las gallegas, vías de entrada en la defensa pucelana que fue ganando en solidez a medida que avanzaban los minutos. Si bien, la actuación de la portera de Porriño en la primera mitad dificultó que las de Peñas abrieran brecha en el marcador.

Pero las locales intensificaron la defensa y aumentaron el ritmo, que no se vio ralentizado por las dos exclusiones, de Nekane, primero y de Omullony, después. Así, la grieta empezó a aparecer. Con un 10 a 5 en el luminoso, el entrenador de Porriño pide un segundo tiempo muerto en el minuto 17. Pero nada parecía servirle a Abel Estévez, que probó varias defensas en el partido, incluida la ya habitual mixta sobre O'Mullony, y nada inquietaba el juego de las vallisoletanas, que empezaron a gustarse, con pases de fantasía como uno de 'fly' de Cecilia a Cris para que anotara desde el pivote, o una finta mágica de Elena que puso el 13 a 7. Con un extra de revoluciones para las locales, el 17 a 11 se llegó al final de la primera parte.

Un gol de penalty de las gallegas, que supuso la segunda exclusión de Cifuentes, abrió la cuenta anotadora de la segunda mitad. Porriño salió enchufado en la segunda parte, corriendo para buscar goles al contraataque e intentando frenar a la zamorana del Aula, que aún así decidió que quería ofrecer un recital a su afición soltando el brazo y recuperando balones para que sus compañeras, en este caso Nekane, se sumara a la fiesta.

Peñas pidió concentración hasta el último aliento a sus chicas, al que se sumó los cerca de 600 aficionados que no pararon de animar. Porriño tuvo algún conato de acercamiento y llegó a recortar distancias a 5 goles, gracias a una acertada Cecilia Cacheda y a una Natalia Martínez más presente en la segunda mitad. Unos breves minutos en los que los fastasmas de la Copa quisieron aparecer, pero se quedaron en eso, en meras sombras que no llegaron a corporificarse

Las gallegas se fueron deshaciendo, mostrando signos de impotencia ante el muro infranqueable de la zaga pucelana, al que se sumó una más que magistral Lulu con 16 paradas.

El Aula acabó el choque como un cohete y ofreciendo la sensación de que podían jugar otros 60 minutos más si hiciera falta. Las jugadoras menos habituales pudieron disfrutar de minutos, que no fueron en absoluto 'de la basura', y la recién recuperada Cecilia Cossio puso la diferencia de goles a 10 con un misil desde 9 metros. Con el reloj a cero, un gol de Mada de 7 metros, puso el fin a un encuentro balsámico para un Aula que con una temporada llamada a terminar con récord de puntos en su historia, se había perdido en un mar de incentidumbre en los últimos días.

PEÑAS: «Una de las salidas de este año es Nekane»

Un Miguel Ángel Peñas relajado y satisfecho puso el foco en «la intensidad» desplegada por sus jugadoras «desde el minuto 0 al 60» y al hecho de «no haber cambiado la forma de jugar», en referencia a los últimos choques en los que el juego desplegado por su equipo había sufrido una cierta mutación. Peñas relató la «solidez en defensa» para frenar a rivales como «Cacheda, a quien no se le puede dar un metro» o a Natalia Martínez, «que en la zona central estaba como un 'obus'». Además, el entrenador vallisoletano, reconoció que había cierto «miedo» tras las dos últimas derrotas, ya que está «Málaga pisando los talones» en la clasificación. El técnico destacó, además, que se había notado la tranquilidad O'Mullony tras su renovación y desveló que «una de las dos salidas que se van a producir es Nekane», aunque no quiso revelar la otra.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos