Roberto Turrado, en un contragolpe ante el Naturhouse.
Roberto Turrado, en un contragolpe ante el Naturhouse. / ricardo otazo

balonmano

El Recoletas Atlético viaja a por dos puntos

  • El equipo de Nacho González regresa a la competición en Puente Genil

La competición de la Liga Asobal regresa este fin de semana después de casi dos meses de parón debido a la Copa del Rey y el Mundial, y el Atlético Valladolid viaja este viernes hasta tierras cordobesas para medirse al Puente Genil el sábado a las 18:30 horas, en el inicio de la segunda vuelta del campeonato.

Un desplazamiento muy complicado en el que los hombres de Nacho González intentarán devolver a los cordobeses la derrota que los de Pucela encajaron en Huerta del Rey en su debut en la Asobal (26-27). Además, y visto el calendario tan complicado que se le presenta al Recoletas Atlético en su cancha, se hace más necesario que nunca sumar puntos en campo ajeno, para conseguir cuanto antes los ansiados 22 puntos que garanticen la permanencia. Y Puente Genil debe ser una de las plazas a conquistar por los gladiadores azules.

El técnico vallisoletano Nacho González se mostró satisfecho del descanso y la minipretemporada del equipo, así como de los partidos amistosos disputados. «Hemos trabajado bien. Los que necesitaban descanso y entrenamiento lo han tenido, hemos ensayado algunas cosas y mejorado otras para esta segunda vuelta. Estamos todos al completo e iremos a buscar los dos puntos en Puente Genil, a pesar de que es una cancha muy complicada. Nos esperan siete salidas de características muy similares, donde los rivales son de nuestra liga, muy igualados pero que juegan con el factor cancha a su favor».

Sobre el anuncio de Daniel Dujshebaev de su marcha al finalizar la temporada al Vive Kielce polaco, actual campeón de Europa, el técnico comentó que «seguramente le vendrá muy bien al propio jugador porque le dará tranquilidad y seguridad en estos meses de competición».

Y es que los cordobeses cuentan en sus filas con dos de los mejores lanzadores de la Liga, como son Rudovic y Josic, a los que se une el recuperado Chispi. También tienen a hombres muy altos en la defensa como Revin (206 cm.) o el nuevo pivote brasileño Domenech (202), que conforman un bloque defensivo muy poderoso, con la ayuda de Oliva en la portería, y más aún en su pequeña caldera a presión que es el pabellón cordobés. Los de Puente Genil tienen en la actualidad 11 puntos, por 14 de los vallisoletanos.