El Norte de Castilla

La defensa del Balonmano Nava trata de frenar un ataque del Barcelona Lassa en el partido del pasado sábado.Antonio de Torre
La defensa del Balonmano Nava trata de frenar un ataque del Barcelona Lassa en el partido del pasado sábado.Antonio de Torre

El Nava busca revancha

  • balonmano

  • El conjunto de Óscar Perales recibe la visita del Barcelona Lassa B en la primera ronda de la Copa del Rey

El Viveros Herol Balonmano Nava tiene una nueva oportunidad de superar al Barcelona Lassa, tras caer la semana pasada por 29-34 en el partido correspondiente a la tercera jornada liguera. La suerte emparejó a los naveros con el filial azulgrana de cara a la primera ronda de la Copa del Rey, competición que se le da especialmente bien a los de Nava de la Asunción. No será un debut cómodo en la competición –ya lo demostraron los catalanes hace siete días asaltando el polideportivo de la localidad–, pero eso no significa que el conjunto dirigido por Óscar Perales renuncie a pasar de ronda, tal y como ha hecho en las dos ediciones en las que ha participado en dicha competición.

En la temporada 2014-2015, su primer año en la División de Honor Plata, el conjunto navero sorprendió a propios y extraños venciendo en primera ronda al Meridiano Antequera por 28-24. Por primera vez en su historia, el Balonmano Nava se ganó el jugar un partido oficial frente a un equipo de Asobal, en este caso el Balonmano Villa de Aranda. El conjunto dirigido en la actualidad por Álvaro Senovilla hizo valer su mayor calidad y venció por diez goles de diferencia (24-34) a los de Nava, en una noche de octubre que difícilmente se borrará del recuerdo de los aficionados naveros.

Pero el idilio del Balonmano Nava con la Copa no fue amor de una sola noche. La siguiente temporada, tras un inicio discreto en liga, volvió a aparecer el torneo copero para dar alas a los de Nava de la Asunción. En primera ronda, superaron a domicilio al Real Grupo de Cultura Covadonga por 21-22, en lo que supuso además su primera victoria de la temporada (circunstancia que quieren imitar en esta ocasión los de Óscar Perales). En segunda ronda, superaron al Globalcaja Ciudad Encantada de Cuenca por 29-25, logrando meterse entre los mejores equipos de España. Y a punto estuvieron de ir un paso más allá, ya que en la siguiente fase se quedaron a tan solo un gol de superar al Frigoríficos Morrazo, equipo que se llevó la victoria de Nava de la Asunción por 27-28. Esta noche, el Viveros Herol tendrá una nueva oportunidad de continuar su romance con la Copa.

Corregir errores

Pero no será nada fácil. El haber jugado hace tan solo siete días frente al mismo rival y en el mismo escenario tiene sus aspectos positivos pero también negativos. Por una parte, volverán a tener que hacer frente al potencial de un gran equipo como el Barcelona Lassa, pero por el otro lado, conocen sus puntos fuertes, y han tenido toda una semana para buscar la fórmula de contrarrestarlos.

Tras la derrota de la semana pasada, Óscar Perales tendrá que ingeniárselas para dibujar un esquema que sea capaz de frenar las rápidas acometidas de los jugadores visitantes, y en especial, de la combinación entre Víctor Tremps y Pere Vaquer que tanto daño hizo la semana pasada a la defensa local. También será importante solucionar varios de los problemas más frecuentes del Balonmano Nava durante el inicio de esta temporada, como son las pérdidas de balón, la concesión de goles fáciles al contragolpe y la consistencia del equipo durante los sesenta minutos de partido. Si los jugadores naveros son capaces de permanecer concentrados todo el encuentro, manteniendo una intensa defensa que incomode la circulación de balón del Barcelona, Nava soñará con una nueva ronda en la Copa del Rey.

Pero el trabajo de Óscar Perales durante la semana no se ha centrado únicamente en la parcela defensiva. El ataque del Viveros Herol también tiene que mejorar y ser más consistente. El técnico cántabro espera que sus dos pilares ofensivos estén acertados, lo que unido a un posible exceso de confianza de los catalanes, aumentaría sobre manera las opciones de los locales. Si Carlos Villagrán y Antonio Llopis están inspirados en la finalización, los espacios para conectar en el pivote con Andrés Alonso serán mayores, y con ello, la segunda ronda de la Copa estará más cerca.