El Norte de Castilla

Un desconocido Aula pierde ante el Elche Mustang

Ángela Nieto lanza a portería.
Ángela Nieto lanza a portería. / Ricardo Otazo.
  • Las paradas de Lulu Guerra sostuvieron al conjunto vallisoletano que pudo caer goleado en un encuentro en el que no estuvieron a la altura de las expectativas

ay días en los que, por mucho que se intente, las cosas no quieren salir, y eso es lo que le sucedió al Aula en el partido que jugó ayer contra el Elche Mustang (22-23). No estuvieron mentalizadas durante todo el encuentro, fallaron mucho pases y, aun así, tuvieron opciones de ganar el partido a pesar de no haberlo merecido.

De no ser por la gran actuación de Lulu Guerra en portería, las de Miguel Ángel Peñas habrían perdido por muchos más goles de diferencia. La guardameta canaria fue una de las pocas jugadoras que se pueden destacar del Aula Cultural junto a Teresa Álvarez y Silvia Arderius, que se echaron al equipo a la espalda.

Tras el gran partido hecho ante el Cleba, las vallisoletanas jugaron al son del Elche, que hizo el encuentro que tenía preparado y se llevó los dos puntos de Huerta del Rey.

Ya desde el comienzo del choque se notó que el Aula no estaba. De salida, el Elche endosó a las vallisoletanas un 1-4, que pudo ser mayor de no ser por las paradas de Lulu.

Sin posibilidad de correr, limitadas al ataque posicional, el Aula no hallaba la manera de hacer daño a la defensa del Elche.

Los numerosos fallos obligaron a Miguel Ángel Peñas a solicitar tiempo muerto mediada la primera mitad. Entre los lanzamientos de Ivet Musons, que acaban casi siempre en gol, y las paradas de Laura Trigueros, el Aula se encontraba cinco tantos por debajo y no se encontrara cómodo sobre la pista (6-11).

Una doble exclusión del Elche al final de la primera mitad permitió a las vallisoletanas reducir distancias e irse al descanso con una desventaja de tres goles.El Aula no podía correr y eso lo notaba en su juego (11-14).

Remar para morir en la orilla

De vestuarios, pareció que el Aula salía con otra cara para afrontar la segunda parte. Con dos buenas defensas y dos tantos al contraataque, las vallisoletanas consiguieron ponerse uno abajo, pero tan solo fue un espejismo, porque los errores e imprecisiones volvieron a ser habituales en el juego de las de Miguel Ángel Peñas en un encuentro en el que tan siquiera Amaia González de Garibay estuvo acertada.

Mientras, el Elche continuó haciendo su partido: ataques largos, casi hasta el pasivo, pero siendo eficaces de cara a gol. Poco a poco, las franjiverdes volvieron a coger una renta de cuatro goles, lo que obligó a Peñas a solicitar tiempo muerto (17-21; min. 52).

El Aula necesitaba espabilar y pareció que la charla del técnico sirvió para que su equipo despertara del letargo en el que estaba. De salida, las vallisoletanas hicieron un 2-0 de parcial y entraron de lleno al partido a falta de cinco minutos para el final.

En esos últimos minutos el Aula pudo incluso ganar el partido. Primero consiguió recuperar un balón y a la contra Amaia redujo la renta a uno. Otra buena defensa y el gol de Arderius pusieron el empate a falta de tres minutos.

El pabellón estaba volcado con el Aula y esperaba la machada final en un momento no apto para cardiacos. En la siguiente defensa las vallisoletanas cometieron penalti, lo paró Lulu y desaprovecharon la oportunidad de voltear el marcador.

A continuación, en un error en la zaga, Ana Vicente puso el 22- 23 final, a pesar de que las de Pajarillos tuvieron balón para empatar.

El Aula cayó derrotado en su casa, de manera justa, en un partido que esperan no volver a repetir en mucho tiempo.