LEB Oro

Sigue en directo el partido de 'play-off' del Chocolates Trapa

Urko deja una bandeja en el primer partido de la serie ante el Baloncesto Oviedo. /LOF
Urko deja una bandeja en el primer partido de la serie ante el Baloncesto Oviedo. / LOF

Tras perder el primer partido el viernes, los morados afrontan el reto de colocar el 1-1 en la serie

LÍA Z. LORENZO Palencia

El Chocolates Trapa Palencia ha tenido menos de 48 horas para rumiar la derrota en el primer partido de la serie ante el Baloncesto Oviedo. Pero esto es el 'play-off' y no hay tiempo de lamentarse ni de celebrar. Solo hay tiempo para mirar al próximo partido, el que se celebra hoy desde las 12:15 horas. Y los morados tienen dos asignaturas pendientes si quieren colocar el 1-1 en la eliminatoria y tener esperanzas de pasar a la siguiente ronda. La primera es el rebote.

Los ovetenses atraparon 40 rebotes en el choque del viernes. Onces de ellos fueron ofensivos. La fría estadística se traduce en que los locales tuvieron once oportunidades más para anotar. En una serie tan igualada como la que están disputando los palentinos, conceder esa ventaja es demasiado. Alejandro Martínez sabe que su equipo es inferior bajo el aro, como demuestra que sus jugadores solo pudieran atrapar cuatro rebotes en ataque en el pasado partido, pero debe frenar la sangría en la pintura. Belemene fue una verdadera pesadilla para los palentinos en el partido del viernes.

El enorme alero congoleño campó a sus anchas para terminar con 13 puntos, 6 rebotes y forzar que Busma se tuviera que ir con antelación al banquillo al cometer su quinta falta personal cuando solo se había jugado un minuto del último cuarto. También contribuyó la estelar actuación de José María González, el invitado inesperado que acabó con quince puntos y siete rebotes, con un espectacular dominio del juego interior. Ellos fueron los pilares sobre los que Carles Marco construyó la victoria de su equipo. Enfrente Urko y Cvetinovic mantuvieron al Chocolates Trapa vivo gracias a su cabezonería y a su capacidad de pelea dentro de la zona. Su garra hizo que el resto del equipo se contagiara en defensa y que los palentinos llegaran con posibilidades al último minuto. Pero un partido de 'play-off' exige algo más que una buena energía sobre la pista. Por que los tiradores morados se diluyeron en el Pumarín para terminar firmando un 12% (2/16) desde la línea de 6,75. Un porcentaje imposible de justificar en un partido en el que te juegas la temporada.

Ajustes

Solo Garrido y Sergi Pino fueron capaces de anotar desde el perímetro y, sorprendentemente, lo hicieron en los minutos finales, esos en los que la mano tiembla por la importancia del momento. Ahí se crecieron los exteriores morados. Un dato que deja hueco a la esperanza para el partido que se disputa hoy. Porque se llegó a un final igualadísimo en un partido en el que el Baloncesto Oviedo dominó claramente el rebote y el Chocolates Trapa falló en su mejor faceta, el tiro exterior. Así que los morados pueden arrancar una victoria en el Pumarín a poco que ajusten el rebote y el lanzamiento desde el 6,75.

Aunque no hay que olvidar que ganar el primer partido fuera es casi una proeza en 'play-off', como demuestra que todos los equipos locales han conseguido sumar la victoria. El Prat destrozó al Carramimbre Valladolid (82-54), el Manresa pasó por encima del Leyma Coruña (70-59) y el Melilla no dio opciones al TAU Castelló (95-67). El factor cancha ha pesado en los primeros encuentros de las eliminatorias para ascender a la ACB. Es más, el único equipo visitante que logró entrar en el último minuto con esperanzas de victoria fue el Chocolates Trapa Palencia.

Si los morados son capaces de minimizar el daño en el rebote y están un poco más acertados desde el triple, el 1-1 es más que posible tras lo visto el pasado viernes. Eso sí, hay una tercera variable que también debe aparecer en la ecuación, los tiros libres. Aunque en este caso, el debe es para el Baloncesto Oviedo, que se quedó en un triste 50% desde la línea de personal. Un mayor acierto de los carbayones hubiera supuesto que la brecha entre los dos equipos fuera mayor. Estos errores demuestran que los jugadores del Baloncesto Oviedo estuvieron muy nerviosos, conscientes también de todo lo que se están jugando. Habrá que esperar para ver si los palentinos son capaces de aprovechar esos nervios.

Porque las esperanzas moradas pasan por poner el 1-1 en la eliminatoria, ya que aunque posible, es muy complicado ganar tres partidos consecutivos y levantar un 2-0. Aunque la historia nos arroja algún caso, como la remontada del Baloncesto León ante el Bilbao Basket 2002-2003, poner dos encuentros de ventaja suele ser sinónimo de pasar la eliminatoria. El partido de hoy es el más importante de la temporada, al menos hasta que llegue el tercero de la serie. Porque así es el 'play-off' de la LEB Oro. No vale desconectarse ni un minuto y cada segundo es vital para la eliminatoria. Ahora, el Chocolates Trapa tiene un solo objetivo, hacerse con la victoria en Oviedo para mantener viva la esperanza de que la eliminatoria se decida en Palencia.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos