El Norte de Castilla

Kyrie Irving lanza ante la oposición de Klay Thompson.
Kyrie Irving lanza ante la oposición de Klay Thompson. / Jason Miller (Afp)

baloncesto | nba

Kyrie Irving vuelve a ser el verdugo de los Warriors

  • Una canasta del base en los segundos finales impidió a los californianos tomarse la revancha por su derrota en las Finales de la temporada pasada

El base Kyrie Irving, con dos canastas en los últimos 37 segundos del tiempo reglamentario, completó la remontada de una desventaja de 14 tantos en el cuarto periodo y los Cavaliers de Cleveland ganaron por 109-108 a los Warriors de Golden State en un partido que pretencía ser la revancha de las pasadas Finales de la NBA.

Irving, que anotó a falta de tres segundos la canasta ganadora, volvió a ser el jugador que logró los puntos decisivos para los Cavaliers, que habían estado todo el tiempo abajo en el marcador.

El alero Kevin Durant, la gran adquisición de los Warriors durante el verano, falló un triple cuando sonaba la bocina en el último tiro del partido y los Cavaliers volvieron a ganar a los Golden State Warriors, que perdieron 19 balones por 12 de los actuales campeones de liga.

Los Cavaliers estaban por debajo en el marcador 80-94 al comienzo del cuarto periodo y fue Irving, que con su triple en el último minuto del Séptimo Partido de las Finales le dio el título al equipo de Cleveland, quien anotó la canasta de la victoria.

Irving volvió a ganarle el duelo individual a Stephen Curry, al concluir el partido con un doble-doble de 25 puntos, segundo máximo encestador del equipo, 10 asistencias, seis rebotes y siete recuperaciones de balón, otro de los factores que hicieron posible el triunfo de los actuales campeones de liga.

Doble-doble de LeBron

LeBron James, aunque perdió el duelo individual con Durant, volvió a ser clave para los Cavaliers al aportar un doble-doble de 31 puntos, 13 rebotes, cuatro asistencias. Además recuperó dos balones y perdió cinco.

El alero de los Cavaliers logró superar la barrera de los 300 puntos en los partidos que ha disputado en el Día de Navidad y ahora tiene ya 301, lo que le mete dentro del selecto club donde sólo están los legendarios Kobe Bryant y Oscar Robertson.

El ala-pívot Kevin Love llegó a los 20 tantos y capturó seis rebotes. El pívot reserva Channing Frye anotó 10 puntos para completar la lista de los cuatro jugadores de los Cavaliers que tuvieron números de dos dígitos.

Durant fue el mejor jugador del partido al obtener un doble-doble de 36 puntos y 15 rebotes -todos defensivos-, además de dar tres asistencias, recuperar un balón y poner un tapón en 38 minutos de acción. El escolta Klay Thompson logró 24 puntos, incluidos cinco triples, y fue el segundo máximo encestador. Curry, por su parte, nunca pudo con el juego individual de Irving, acabando el partido con apenas 15 tantos tras anotar 4 de 11 tiros de campo, incluidos 2 de 7 triples, capturar tres rebotes, dar tres asistencias y perder tres balones.

El ala-pívot Draymond Green llegó a los 16 puntos, pero capturó sólo cuatro rebotes y tampoco pudo ser factor ganador, aunque formó parte de los cuatro jugadores de los Warriors que tuvieron números de dos dígitos.